Tema: Masonería o sufismo

  1. #481
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Buscando a Dios en Libertad, sin necesidad de Religión El prolongado dominio que la Religión ejerció sobre las personas Y sus creencias que se extendió por milenos, ya no es admitida por la inteligencia del hombre moderno, que ha descubierto muchas grietas en las doctrinas religiosas, esto es por la forma en que se nos presentan las "creencias". Hoy vemos por todas partes un sinnúmero de escuelas y de grupos liberales o cuasi liberales que pretenden encontrar lo que ya no encuentran dentro de la Religión. Hoy vemos una fe religiosa diferente, más liberal y anunciada en Internet libremente, que se diferencia bastante del religiosísimo clásico presentado por la teología y los predicadores; hoy hay cientos de miles de personas que se reúnen a orar sin religión, pero su oración no sigue las pautas tradicionales ni siquiera se dirigen al mismo fin a las que se dirigían los que antes se reunían para orar. La humanidad quiere buscar a Dios libremente, o dicho en otras palabras, quiere buscar lo verdaderamente trascendente, el misterio de "la otra vida" Sigue dándole vueltas al eterno problema del bien y del mal y a la realidad o irrealidad de la pervivencia después de la muerte, Pero sigue buscando que es en definitiva la esencia de la Religión: Buscar lo verdaderamente trascendente: Qué soy, quién soy; de dónde vengo y a dónde voy. O mejor dicho, de dónde me han traído, y a dónde me están llevando a la fuerza, me llevan y sin nuestro consentimiento. La diferencia a todo esto es la palabra Libertad, hoy el Ser humano es más libre. ¡Sí!, pero más atado a sus pasiones y miedos. La razón de muchas de estas crisis de hoy es que el hombre del siglo XXI ha descubierto que la imagen del Dios religioso que le habían presentado daba miedo, y es en mucha parte falsa. El Dios vengador, el Dios iracundo, el Dios que deja morir de hambre a millones de personas, el Dios en cuyo nombre se hacían guerras y se conquistaban imperios y continentes, el Dios cuya fe era extendida por la espada y defendida con las hogueras, el Dios que exigía ser adorado, el Dios que se gozaba en la pompa de sus representantes, el Dios que inspiraba a sus profetas a que maldijesen y anatematizasen a los que no pensaban igual, el Dios que nos imponía la cruz y el sufrimiento como el único medio de llegar a Él, el Dios que tenia infiernos eternos para castigar esta pobre sombra que se llama hombre, ese Dios es una especie de insulto a la inteligencia humana- Ese Dios no tiene una explicación lógica... Ese Dios se está muriendo actualmente en la conciencia de los hombres de hoy; y por ello es la crisis de fe en la que vive la humanidad. Esta es, ni más ni menos, la esencia de la teología de "la muerte del Dios falso" que hace unos años sacudió la conciencia de los religiosos pensantes y desató olas de indignación y protesta entre los que no fueron capaces de entender de qué se trataba. El hombre de nuestra generación ha caído en la cuenta de que Dios no puede ser así y por eso se ha lanzado a buscarlo por otros caminos, en este caso la Masonería, puesto que la Masonería presenta a un Dios Racional y Ordenado. Hoy la Masonería busca al Dios bueno, que no de miedo. La mente del hombre de hoy está haciendo un enorme esfuerzo por concebir una imagen de Dios que esté más de acuerdo con la realidad de nuestros días; una idea en la que Dios no esté tan deformado y tan distorsionado. No se puede negar que dentro de la religión ha habido en estos últimos años más esfuerzos por la renovación de los que había habido en siglos. Los liberales han dado pasos enormes de avance y en muchas ocasiones han llegado a extremos en los que no se hubiera podido soñar, Pero el pensamiento de La religión está encerrado en una especie de camisa de fuerza de la que le es ya imposible liberarse. miles años de teología son una carga demasiado pesada para poder hoy librase de ella sin más ni más. Aun cuando el dogmático de hoy, con una mente mucho más libre, lee lo que sus antecesores dijeron 'infaliblemente" se da cuenta de que el pensamiento religioso se halla ante un dilema difícil: o sigue fiel a cosas que la mente del hombre de hoy ya no puede admitir, o arremete contra la "infalibilidad" y contra las alegadas "inspiraciones" del Dios antropomorfo. Y en cualquiera de las dos alternativas la que sale mal parada es la credibilidad del dogmatismo como cuerpo de doctrinas Por otro lado hoy en era de las comunicaciones por Internet descubrimos que en otros continentes, millones de otros seres han desarrollado unas creencias y ritos que si bien son totalmente diferentes de los nuestros, siguen sin embargo en el fondo ciertas idénticas pautas inconscientes, empezamos a sospechar que el fenómeno religioso no es todo el tan sobrenatural como pensábamos y que la mente humana tiene mucho que ver en todo el. La masonería está ayudando enormemente a descubrir los extraños límites entre lo natural y lo sobrenatural, pero hay mucha gente que se incómoda y aun atemorizada ante los modernos e increíbles descubrimientos y prefieren no enterarse de ellos, negarlos y tachar de lo cosa a los que se dedican a su investigación. ¡Qué pena nos da el oír a muchos profesionales de la religión, repetir todavía -sea en el púlpito, sinagoga o en la mezquita- las mismas viejas prédicas, presentadas a veces con un ligero 'maquillaje' rejuvenecedor y encubridor de arrugas! Pero el problema del islam, lo mismo que el de las demás religiones, no está en la piel sino en las entrañas. Si tuviésemos unas jerarquías religiosas que no estuviesen tan incapacitadas para ver la hondura del problema, irían a la raíz del mismo y se dejarían de ponerles parches y remiendos a unas creencias y ritos que ya se desgarran por todas partes. "¿Nos encontramos entonces asistiendo a la agonía de las religiones? "Si y no. Las religiones como cuerpos cerrados de doctrinas y como maestras de ritos y costumbres con los que alcanzar casi exclusivamente la salvación del alma, están llamadas a desaparecer y todo el resquebrajamiento que en ellas estamos viendo no es mas que un síntoma de esto» " Pero si consideramos la religión como una búsqueda, como una constante pregunta que le hacemos a la vida y a nosotros mismos acerca del mas allá; si más que creencias o ritos fomentamos en nuestra alma una obediencia fiel a las pautas que la razón y la misma vida nos trazan, desarrollar do todo un orden de valores que nos espiritualice y nos haga dignos de avanzar en esta misteriosa ascensión hacia eso que llamamos Dios, entonces la religión de ninguna manera desaparecerá. " La proliferación actual de grupos esotéricos (Círculos de Yoga, Cíenciología, Espiritismo Rosacruces, sufismo, Teosofía, Autorrealización, Subud, Masonería. etc.) nos dice que el espíritu humano no deja de buscar la manera de ponerse en contacto con lo trascendente. Lo busca en muchas ocasiones por caminos equivocados que no llevan a fin ninguno, produciendo en los "fieles" una nueva desilusión. Pero, tal como dijo Cristo, "el que busca encuentra"; aunque aparentemente no obtenga resultado ninguno en sus indagaciones en esta vida, su espíritu se habrá hecho acreedor a una respuesta clara en el momento oportuno. "El verdadero 'espíritu esotérico" radica mucho más en ese afán de superación y de búsqueda de lo trascendente, que en la mera admisión de un credo conocido a medias y en la práctica de unos ritos superficiales." El verdadero peligro del momento actual, no sólo de consecuencias religiosas sino también sociales, es que ante el derrumbe de las creencias clásicas, los líderes religiosos apenas si tienen nada nuevo y válido que poner en su lugar. El vacío que nuestra generación siente en el alma lo intenta llenar con cosas enajenantes (drogas, alcohol) o con deportes y espectáculos ingeridos en forma masiva, o simplemente lo deja sin llenar sintiendo entonces ese vacío y esa angustia que se han convertido en las enfermedades típicas de nuestro tiempo. La humanidad ha intentado en demasía buscar pautas valores y destinos fuera de nosotros mismos, de nuestro mundo y de nuestras propias vidas. Pero si bien es cierto que la fe ha hecho demasiado hincapié en esos valores y pautas sobrehumanas (y a veces inhumanas) también es cierto que la fe contiene muchos valores auténticos, que están de acuerdo con la naturaleza del hombre y del mundo en que vivimos. En esos valores es en los que ahora tendría la religión que insistir elevándolos al rango de mandamientos y dándoles una perspectiva justa dentro del indudable orden del universo. Y ya que la religión dogmática no lo hace, la mente de cada hombre tiene que encontrar otras causas y otras razones de ser de existencia humana, diferentes de las que hasta ahora le había presentado la religión pues vamos viendo que éstas no explican suficientemente el misterio de la vida y el cosmos. Las jerarquías religiosas, si no estuviesen tan atadas por intereses creados deberían reconocer que el tinglado dogmático es en buena parte una elaboración de la mente humana, fruto de miles de años de darle vueltas a cosas que no puede comprender. Y una vez que hubiesen reconocido esto, deberían honestamente hacer una reevaluación de todas nuestras creencias para dejar de lado todo lo que haya sido elaborado por la mente del hombre y para hacer hincapié en los dogmas que nos dicta y nos impone la vida. Porque la vida es la auténtica "revelación" de Dios, y no los libros sagrados. Partiendo de aquellas verdades masónicas, he seguido buscando "la gran verdad" que es como el fundamento y la verdadera cara de la vida real. Ojalá que estas modestas líneas les sirvan como punto de partida a muchos lectores para que se embarquen sin miedos en la gran aventura de buscar en libertad el origen y el destino de sus existencias
    Última edición por Babel; 18/11/2010 a las 17:54
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  2. #482
    Fecha de Ingreso
    05 dic, 08
    Ubicación
    Marruecos
    Mensajes
    1,472

    Predeterminado

    El que las obras de Idris Shah mencionen el "tópico" de un sufísmo masónico o francmasonería islámica (algo totalmente absurdo y falso) es debido a oportunismo político y de vividor de este personaje conocido abundantemente en Occidente, no encontraremos muchos comentarios similares salvo en otros occidentales u occidentaloides de supuesta filiación sufi. Tengo en mi biblioteca sus obras incluida la tan mencionada, y francamente y en comparación de otras obras sufíes dejan mucho que desear, son simplistas románticas fáciles etc., muy del gusto orientalista de occidente y su exotismo de necesidad. Y el hecho de muchos sabios occidentales tomasen de fuentes islámicas solo responde al hecho de que la espiritualidad, la hermenéutica, la metafísica etc, viene de Oriente e impregna un esoterismo occidental de corte judeo-cristiano. Las diferencias siguen siendo insalvables, para Occidente su masonería, para el oriente islámico el sufísmo, ambas corrientes contienen ciertas similitudes pero en el fondo son totalmente diferentes y su abismo es insalvable, lo forman barreras de identidad y el misticismo contra espiritualismo así como otras creencias (recordemos que solo existe el sufísmo en el Islam, y que no existe un sufí que no sea a la vez un buen musulmán).
    Es interesante su interés por nuestro Tasawwuf y que lea tanto a nuestros sheij y exponga aqui algunos de sus escritos, pero a usted que ni pertenece al mundo islámico, que no es un musulmán y por supuesto que no tiene nada que ver con el sufismo, le preguntaría ¿Entiende realmente los significados de estos cuentos nuestros, sufíes?.....

  3. #483
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    El Templo de las Luces.
    Transcurría durante una época de oscuridad que dos hombres se encontraron en el camino. Y no es que fuera en realidad una edad de tinieblas, sino que los ojos de las personas estaban cubiertos por una oscura venda que no les permitía ver.
    Estoy en la búsqueda de un Templo cerca de aquí, su no nombre es el Templo de las Luces, dijo el primer hombre.
    Casualmente, yo vivo cerca de aquí, y puedo indicarte el camino que lleva al Templo de las Luces, dijo el segundo hombre.
    Debería poder encontrarla solo. Me han dado las instrucciones y las sigo, dijo el primer hombre.
    ¿Entonces por qué me hablas acerca del Templo de las Luces?
    Una de las instrucciones fue que a lo largo del camino comentara de esto a todo mundo.
    ¿De modo amigo que lo que quieres es llevar a cabo las instrucciones?
    Sí, es de suponer que podría encontrarme con otros interesados en encontrar el Templo.
    Pero, mi amigo llegando hasta aquí donde todos sabemos de la ubicación del Templo, sería más que conveniente para ti recibir nuevas instrucciones de un residente de esta región, especialmente porque de aquí en adelante el camino es tortuoso, peligros y muy difícil.
    Confío mucho en lo que se me ha dicho ya que la información me ha conducido hasta esta región. Perdón, pero no puedo estar tan seguro de ti.
    ¿De modo que, a pesar de confiar en la persona que te envió aquí, no te ha instruido en quién confiar?
    Eso puede ser cierto, pero confiar es un instinto.
    Amigo buscador, ¿Tendrás alguna otra meta?
    No, solamente encontrar el Templo de las Luces.
    ¿Puedo preguntarte por qué ese afán tuyo de encontrar ese Templo?
    Porque se me ha dicho de buena fuente que es allí donde podrán socorrerme de mi ceguera espiritual.
    Tienes razón amigo buscador, pero hay un requisito según entiendo y además más información. Me pregunto si has pensado al respecto, las cosas no son tan fáciles en esta región.
    ¿Cuáles son?
    El requisito previo para poder ver por medio de la ayuda que te brinden en el Templo de las Luces es que sepas ver; paradójico, no lo crees.
    No puedes asegurarme eso.
    Claro que no, en una edad de tanta oscuridad como ahora, nada es certero.
    ¿Qué debo hacer para saber ver?
    Debes estar abierto a que veras algo totalmente nuevo, incluso saber que lo que llegaras a ver cambiará tu vida por completo. Puesto que lo que verás algo sorprendente.
    Pero , existe más información.
    ¿Cuál es esa Información?
    La información es que el Templo de las Luces es sólo un nombre, ahí no hay Luz verdaderamente, simplemente ahí en ese lugar te quitan la venda que cubre tus ojos.
    La verdad no sé que son las Luces, pero parce evidente que tú me engañas, no sé de vendas que cubran mis ojos, no sé de saber ver. A final de cuentas, no sé lo que busco.
    El Templo de las Luces puede tener muchos significados, tantos como hombres y mujeres en el mundo, muchos opuestos a otros. Por este camino uno se topa con personas, que por sí mismas se arrancaron las vendas que cubrían sus ojos y quedaron cegadas por la intensa Luz, otros voltearon sus ojos hacia el lado equivocado.
    El que te quiten la ceguera que padeces, no es garantía de que sepas percibir con exactitud lo que verás, llegar a Ver correctamente es como una Gracia Divina.
    No puedes probarme todo eso que dices, dijo el buscador. Y agregó: probablemente tengas motivos para confundirme, y seas un malvado que pretende que yo no encuentre el Templo de las Luces.
    El segundo hombre le contesta: No soy ni peor, ni mejor de lo que piensas. En vez de prometerte Luz, y permitirte que supongas que encontrarás allí la cura a tu ceguera espiritual. Yo que tú, averiguaría si te encuentras por merecimiento a tus acciones próximo a un Templo semejante, y si eres capaz de saber “Ver” una vez que te quiten la venda que cubre tus ojos ahora.
    El buscador del Templo de las Luces dijo: de todos modos me empeñaré en ser admitido en el Tempo, de permitir que se me quite la venda que cubre mis ojos, y sobre todo que me instruya el cómo saber ver.
    En un destello de Intensa Luz, los dos hombres de pronto se vieron dentro del Templo de las Luces se miraron mutuamente y comprendieron que estar dentro del Templo sólo tenía un significado: “El Despertar de la Consciencia”.
    Las luces son nuestros hermanos de todo el Universo Masónico, con su luminosidad nos iluminan. Este mundo, en el que vivimos es un escenario iluminado por una potente Luz Divina, si no la vemos es por la venda que cubre nuestros ojos.
    A este relato se le atribuye el poder de mantenernos contacto telepático, bridándonos un instrumento que nos provoca la necesidad de la búsqueda interna y un contacto espiritual sin fronteras de tiempo o de espacio.
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  4. #484
    Fecha de Ingreso
    16 feb, 10
    Mensajes
    13

    Predeterminado

    Es curioso al menos notar que el gran Sheik Parrilla ha apuntado muy justamente que Asterix no sólo recibió la báraka de parte de un borrachín que le pegaba a la madre y que terminó sus días aferrado a no sé que clase culto, sino que además éste se la pasó a aquel en representación de Mr Elish, alto crápula masón y principal dignatario del <<simbolismo de la cruz>>, que se servía de compás y escuadra a la hora de graficar ciertas cuestiones técnico-especulativas que hacen al asunto de la “amplitud” y la “exaltación” (persona muy recomendada por Renato –habida cuenta, además, de que el consabido galo participara de cierto concurso de “hacedle preguntas al sufí-masón”, en la sección epistolar de una revista inglesa en la que Abdel Wahid Yahia impartía una cátedra de masonería).

  5. #485
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Los Shriner: La fraternidad masónica de orígenes islámicos

    Shrine es el nombre moderno de una antigua fraternidad fundada por un pariente de Mahoma hace más de 1.300 años. En la actualidad esta orden sigue teniendo muchos vínculos con el islam aunque parece no seguir su estricto código.

    El Ancient Arabic Order of Nobles of the Mystic Shrine –la “Antigua Orden Árabe de los Nobles del Santuario Místico”– se fundó en La Meca, Arabia, en el año 644 d. de C. Pronto se extendió por el resto de Arabia, Siria, Egipto, Marruecos y otros países del área mediterránea. En 1698 llegó a Italia, y a Alemania e Inglaterra en 1778, aunque no se estableció en EEUU hasta 1872 por los masones libres William Florence y Walter Fleming. Se dictó que los miembros aspirantes fueran masones de grado 32 del Rito Escocés, y 13 del grado de York.

    Al principio, muchos masones de alto grado rechazaron la ideología religiosa de los Shriner, porque en su opinión podría adulterar y minusvalorar la masonería. Con el paso del tiempo, terminarían admitiendo que la Orden del Santuario Místico era un monumento a la masonería. Al incluir los grados más altos del Rito Escocés y el Rito de York, se garantizaría una asociación de hombres de calidad superior, previamente sometidos a las difíciles pruebas de los distintos grados de la masonería.

    La Orden del Santuario Místico pretende ser heredera de las tradiciones recogidas en el Corán, la Torá y el Nuevo Testamento. Fue fundada por el califa Alec, primo y yerno del mismo Mahoma, cuando estaba ideando la creación de un tribunal superior. Estrictamente árabe en su composición, este tribunal castigaría a todos aquellos que no obedecerían la ley. Los pilares básicos de la Orden no han cambiado con el paso del tiempo; sus miembros deben practicar y transmitir la justicia, la tolerancia, la cultura y los pensamientos positivos. En opinión de muchos Shriner, esta fraternidad masónica está entre las más importantes ya que une las enseñanzas del Dios de la masonería y las del profeta Mahoma. Vínculos actuales con el islam Es el investigador norteamericano Michael Howard el que hace una descripción detallada del símbolo Shriner, un logotipo utilizado por todas las logias en Estados Unidos y Canadá: “El símbolo de la Orden es una Luna creciente formada por las garras de un tigre de Bengala, con una efigie de un faraón egipcio grabada, una urna encima y un pentagrama debajo. La Luna creciente cuelga de una cimitarra que para la Orden es una representación de la Madre Universal venerada en la antigüedad como Isis. Los cuernos de la Luna creciente apuntan hacia abajo porque representa el ocaso de la Luna de la fe antigua ante el amanecer del Sol de la nueva religión de la fraternidad de la humanidad”. Por otra parte, Anton LaVey, fundador de la Iglesia de Satán, afirma que los Shriner de Roosevelt celebran un rito muy parecido a otro satánico que se llama el Ceremony of the Stifling Air –“la ceremonia del aire asfixiante”–. Según LaVey ésta se realizaba durante la iniciación de un candidato que quisiera entrar en el sexto grado de la Orden de los Caballeros Templarios. No extraña esta relación con los mismos, ya que para pertenecer a los Shriner puedes ser masón del Rito de York, cuyo grado 13 se llama “Caballero Templario”.

    En el libro The Mystic Shrine –“El santuario místico”– se incluyen algunas declaraciones de personas de distintos grados durante la ceremonia de iniciación. De especial interés son las palabras del Sumo Sacerdote que declara que el rito de los Shriner es antiguo, honorable, benévolo y secreto. Está dedicado a la causa de la justicia, la verdad y la misericordia y es tan antiguo como la piedra angular del Templo de la Meca, tan secreto como el musulmán que unió las tribus de Arabia bajo Alá, tan honorable como el cristiano, y una vez que se aceptan las reglas de la sociedad no deben olvidarse. Se pide que se mantengan los secretos de los Shriner y que todos los iniciados sean fieles. Finalmente, da la bienvenida al nuevo iniciado diciendo que su aceptación se debe a la existencia de Alá, al credo de Mahoma y a la santidad del Tabernáculo en la Meca. Al final de la ceremonia recibe las contraseñas para entrar y salir del templo Shrine, que son “Meca” a la entrada y “Némesis” –diosa griega de los castigos– al abandonar el templo.

    Es interesante mencionar que antes del 11 de septiembre de 2001, un posible candidato a los Shriner tenía que ser un masón de grado 32 en el Rito Escocés o 13 en el Rito de York. Posteriormente, cuando se denunciaron a los Shriner como miembros de un Orden árabe, hubo un éxodo en masa de los miembros. Para poder sobrevivir bajaron los requisitos y actualmente sólo hace falta que el nuevo miembro haya alcanzado el tercer grado.

    En el libro Scarlet and the Beast se comparan las actividades filantrópicas de los Shriner con las de Al Qaeda. Ya que estas organizaciones no tienen ánimo de lucro están exentas de inspecciones del gobierno, salvo que haya sospechas fundadas de corrupción. A partir de diciembre de 2001, el Gobierno Federal intervino muchas organizaciones vinculadas a Al Qaeda, congelando sus activos. El autor de Scarlet and the Beast se pregunta si existe algún vínculo entre los Shriner y Al Qaeda.

    http://rey-salomon.blogspot.com/2007...asnica-de.html
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  6. #486
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Jesucristo y la masonería
    --Debe ser imposible para un masón de alto nivel negar que Jesús el Cristo sea una importante figura dentro de la tradición masónica. Sin embargo, la negación de que Cristo tenga un papel importante dentro de la Masonería corresponde en gran medida a la información que circula en el Mundo Profano y que ningún masón al tanto de esta información lo pueda negar, Cristo es uno de los mayores secretos de la masonería. Sin embargo no veo ninguna razón por la cual el conocimiento de la obra de Jesús el Cristo dentro de los misterios masónicos deba ser el dominio exclusivo masónico a perpetuidad, de esta cábala masónica no rinden cuentas solamente los masones, sino también judíos y cristianos versados en asuntos cabalísticos.
    -- En el cristianismo primitivo había dos partes, la Iglesia exotérica y la esotérica (o Iglesia Gnóstica). El primero fue abierto a todos, este último era una forma de religión de misterio con los ritos secretos y ceremonias de iniciación. Los antepasados de la Iglesia exotérica moderna trataron de extirpar la parte esotérica porque era un obstáculo para su sueño de hegemonía mundial. Sin embargo, lo esotérico de la Iglesia que fue el núcleo original del cristianismo y la Iglesia exotérica fue pensado sólo como una concesión a participar a las masas ignorantes y dominarlas con absurdos dogmas. Los masones, al menos en los grados esotéricos y más altos, afirman ser los herederos del cristianismo gnóstico, debelando al Cristo Hiramico .-- Para los masones que han estudiado ávidamente ambos Testamentos de la Biblia para extraer las enseñanzas esotéricas que en ella se escondió. Ellos han hecho esto en particular por medio de gematría, pues entendemos que muchos de los pasajes más importantes en la Biblia fueron codificados de esta manera que sólo los adeptos en los Altos misterios masónicos entendieran. Y del último como el primer libro de la Biblia - Génesis y Apocalipsis - son las dos obras más comúnmente señalados como cabalísticos (gematría) obras maestras del esoterismo, pero hay muchos otros libros sagrados por todo el mundo.
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    -- Jesucristo, el Carpintero Las Escrituras están llenas de referencias alegóricas a la albañilería y la construcción en piedra. Por ejemplo en Marcos 12,10, Jesús dice: "La piedra que desecharon los edificadores ha venido a ser cabeza del ángulo". En Juan 1,42 Jesús Simón Pedro hace una piedra, una piedra angular de una Iglesia espiritual. Los masones modernos también cuenta alegórica a la mano de obra en la construcción de una versión espiritual del templo de Salomón, y no en un aspecto meramente físico. En Marcos 6,4 Jesús se describió a sí mismo como Ο τεκτων: esto siempre ha sido mal traducido como "carpintero" en la Biblia en Inglés, pero su significado más verdadero es Builder (constructor) un albañil ó masón.-- Los misterios más profundos de la construcción de las analogías de Jesús se relacionan con el rito de la resurrección espiritual- el mito reconstructor. En Juan 2,19-21 presenta a Jesús a sí mismo como un constructor del templo /: Respondió Jesús y les dijo: Destruid este templo y en tres días lo levantaré.
    -- Luego los judíos dijeron , años se tomó a este templo edificar , ¿y tú que en tres días? Lo volverás a construir.-- Esto no era madera, era la piedra a la que él se refería, y bastante más importantes, la piedra era el material de los edificios sagrados. En este pasaje Jesús se refería a su resurrección - un evento que claramente tenía conocimiento previo, y la comprensión, de. Sabía que iba a triunfar sobre la muerte iniciática que iba a sufrir. Él también vio el proceso en términos de una alegórica reconstrucción espiritual.-- La confirmación de esto viene de la descripción de San Juan de la resurrección. Esto se expresa en el lenguaje simbólico y misterioso, y sobre todo en el intercambio que tiene lugar entre el Cristo Resucitado y María Magdalena al lado de la tumba vacía (Juan 20,16): Jesús le dijo: ¡María. Ella se volvió y le dijo: Rabino.
    -- La importancia de este intercambio es totalmente perdido en las modernas traducciones exotéricas del cristianismo y la palabra Ραββουνι es muy curioso es ignorado convenientemente, o eufemísticamente glosado como un arameo forma bastarda de "Rabbei '-' Maestro '. Ninguna de estas tácticas de arrojar alguna luz sobre la palabra. Sin embargo, su verdadero significado desde hace mucho tiempo se sabe que los masones, y por eso "Rabboni 'es una clave fundamental en el grado del Real Arco - un título cuyo motivo central es la reconstrucción del templo de Salomón. Al explicar la etimología de Maestro, Albert Pike ha demostrado que no es el arameo en absoluto, sino que simplemente se deriva del hebreo, "RB BNI: estas dos palabras: el maestro de los constructores, o el Maestro Constructor -Así es el comentario de María claramente remite al pasaje antes citado predecir la reconstrucción del templo en tres días. Lo que está diciendo es: "He aquí, el Maestro Constructor".-- El hecho de que San Juan tomó la molestia de codificar su evangelio por medio de la gematría realidad nos da otra oportunidad para confirmar el significado masónico de María Magdalena elección de las palabras. La forma en que realmente lo saludó, al tiempo que le llevó a ser el "jardinero", estaba con las palabras, Κυριε ει συ εβαστασας αυτον ειπε μοι που αυτον εθηκας καγω αυτον αρω - «Señor, si lo has llevado, dime dónde lo has puesto, y yo lo llevaré ". El valor total de guematria estas palabras en lengua griega es 7261 - y este es el valor exacto del título, Ο Αρχιτεκτων - El Maestro Constructor, cuando contaba en su plenitud-- Jesucristo es, así, el Supremo Arquitecto del templo espiritual. Es, lo que cabría esperar del hijo de El Gran Arquitecto del Universo. Jesús conquista el Grado de “Señor” el más alto en la Masonería Secreta Tekton(arqui-tekton) constructor Tekton frente a carpintero-- Los evangelios describen a José y a Jesús como un tekton, lo que podríamos traducir como un constructor, fue San Justino, en el siglo II d.C, quién estableció como canónico traducir tekton como carpintero, y desde entonces se asumió como la única verdad esta traducción reduccionista. Esta polémica entre constructores y carpinteros no es poca cosa, el esfuerzo por parte de la ortodoxia de asignar a la familia de Jesús el medio de vida propio del antiguo oficio de los carpinteros ha necesitado de multitud de "poemas" a los trabajadores de la madera.
    -- Si se considerasen ambos oficios, no por el aspecto de la importancia actual, sino en el de su etimología respectiva, es bien cierto que los carpinteros y los constructores casi nada tienen en común.-- Carpintero: constructor de carretas, (Del lat. carpentarius, carpentum, carro en forma de cesto), de donde también provienen el francés "charpentier" y el inglés "carpenter". El latín carpentarius deriva de carpetum (carreta, palabra de origen céltico, como otras que designan diferentes tipos de carros: "benna", "carrus", "essendum", "petorritum" o "raeda".-- Tekton: Artífice perteneciente a la construcción o estructura. Perteneciente o relativo a los edificios u otras obras de arquitectura. tekhne TEKS* : ( raiz etimologica indoeuropea.) tejer, fabricar.-- En efecto, de manera general en la antigüedad las construcciones eran propias de los tekton, fueran de madera o de piedra. El empleo de la madera correspondía, en las culturas sedentarias, a un estadio inferior que el de la piedra, o, dicho de otra manera, a un menor grado de establecimiento o permanencia en el territorio.
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  7. #487
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    -- Que en la época de Jesús ciertas partes de los edificios se realizasen en madera o en piedra, no significa cambios respecto a las características propias del oficio de tekton. Se puede pues decir que el oficio del tekton, frente al del carpintero, tienen características propias mas allá que la simple cuestión de adaptación de la traducción de una lengua a otra.
    -- En la antigüedad un carpintero construía carros o carretas, era un artesano que podía realizar su trabajo en su propio taller, grande o pequeño, y su producto podía ser conducido luego al lugar a donde fuera demandado. Los conocimientos de un carpintero, como hacedor de carros, eran los propios para la realización de las piezas de los carruajes y su ensamblaje, pero muy inferiores a los necesarios por los constructores de edificios, quienes de manera forzosa deberían de manejarse de manera eficaz y completa en disciplinas como el dibujo, la geometría, la aritmética, y las propias de la construcción y la arquitectura. Eran artesanos habituados al uso del martillo, el compás, la plomada y el nivel, herramientas propias de su oficio. Además los constructores de edificios debían de saber manejar los recursos humanos y financieros precisos y necesarios para levantar cualquier edificación independientemente de su tamaño.
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    -- Dice Vitruvio en su tratado unos pocos años antes del nacimiento de Jesús: "pues no es posible llegar a ser un diestro arquitecto si posee talento pero carece de conocimientos teóricos, o viceversa. Conviene que sea instruido, hábil en el dibujo, competente en geometría, lector atento de los filósofos, entendido en el arte de la música, documentado en medicina, ilustrado en jurisprudencia y perito en astrología y en los movimientos del cosmos. He aquí las causas de estas exigencias: es conveniente que el arquitecto sea una persona culta y conozca la literatura para fortalecer su memoria con sus explicaciones; conviene que domine el arte del dibujo, con el fin de que, por medio de reproducciones gráficas, le sea posible formarse una imagen de la obra que quiere realizar; también la geometría ofrece múltiples ayudas a la arquitectura, pues facilita la práctica mediante el uso de la regla y del compás, con los que fácilmente se plasman los diseños de los edificios en los solares, mediante los trazados de sus líneas, sus niveles, sus escuadras; gracias a la óptica se sitúan correctamente los puntos de iluminación, según la disposición concreta del cielo; por medio de la aritmética se calculan los costes de los edificios, se hace ver el porqué de sus medidas y mediante el apoyo y el método de la geometría se descifran los difíciles problemas de la simetría; conviene que conozca a fondo la historia ya que, con frecuencia, se emplean abundantes adornos y debe contestar a quien pregunte las razones de sus obras, apoyándose en argumentos históricos." De Architectura.
    -- No debemos de olvidar que durante la vida de José, y del propio Jesús, fueron muchos los arquitectos romanos que llevaron a cabo trabajos de construcción de importantes edificios en Galilea y los territorios cercanos: la construcción de la ciudad de Cesárea fundada por Herodes "el grande" antes del nacimiento de Jesús y en honor del emperador Augusto y proyectada según Marco Agripa, la construcción de la ciudad de Séforis próxima a Nazaret, y la reconstrucción del segundo Templo de Jerusalén. En estas importantes obras participaron miles de constructores dirigidos por los maestros de obras y arquitectos de Israel, y que el propio Josefo describe que al comienzo de las obras hubo que ocupar 10.000 obreros laicos y 1.000 sacerdotes adiestrados.-- En la Palestina de los tiempos de Jesús el oficio de tekton alcanzaba un altísimo reconocimiento social, varios eran los oficios que estaban valorados en la cúspide de la estructura social. En el libro: "Jerusalén en tiempos de Jesús" escrito por Joachim Jeremias podemos comprobar como el oficio de tekton era compatible con el de doctor o alto funcionario del Templo: "....Era un signo extraordinario de respeto, porque todo el mundo tenía que saludar a los doctores poniéndose en pie, mientras que los artesanos no estaban obligados a levantarse a su paso durante el trabajo'. " "La gran estima que se tenía por los artesanos y su trabajo se refleja también en el hecho de que en esta época la mayoría de los escribas ejercía una profesión.....Entre las profesiones que ejercían los más antiguos doctores mencionados en el Talmud figuran las siguientes: sastre, fabricante de sandalias, carpintero, zapatero, curtidor, arquitecto, barquero".
    -- Más adelante el autor describe que además de doctor, los constructores podían ser sacerdotes. Siendo estos lo que ejecutaban los recintos sagrados. -- "El segundo templo fue construido en cuarenta y seis años. Herodes el Grande comenzó las nuevas obras en el año 19-20 antes de nuestra Era, y no se terminaron definitivamente hasta el año 62-64 d.C. Josefo dice que, al comienzo de las obras hubo que ocupar 10.000 obreros laicos y 1.000 sacerdotes adiestrados. Aun teniendo en cuenta la continua exageración de Josefo, hay que admitir que se ocupó a un verdadero ejército de obreros. Principalmente se necesitaron canteros, carpinteros, plateros, orfebres y fundidores de bronce. Para la construcción de los sagrados recintos, prohibidos a los laicos, tuvieron que ser utilizados constructores que a la vez eran sacerdotes, es significativo que unos eran expertos en la talla de la piedra ya otros en la carpintería"-- Y como ejemplo de la máxima representación sacerdotal: "Pinjás antes de llegar a ser Sumo Sacerdote, era simple sacerdote rural con el oficio de cantero."
    -- En resumen, en tiempos de Jesús el oficio de tekton era el propio de los constructores de edificios, este oficio tenía una altísima valoración social y por sus conocimientos y prácticas era muchas veces compartido por sacerdotes, escribas y doctores. Un tekton tenía por su oficio la obligatoriedad de realizar un aprendizaje propio de su disciplina, muy próximo a las enseñanzas que recibían los hombres sabios del templo.-- Jesús por oficio, y por herencia, compartía conocimientos propios de la clase sacerdotal y en su vida pública hizo demostración practica de todos sus aspectos. Jesús como tekton alcanza la maestría descrita por Vitruvio en su tratado: "Conviene que sea instruido, hábil en el dibujo, competente en geometría, lector atento de los filósofos, entendido en el arte de la música, documentado en medicina, ilustrado en jurisprudencia y perito en astrología y en los movimientos del cosmos."--
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  8. #488
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Gnosis – La Enseñanza Secreta de Cristo
    Los sacerdotes católicos negaron siempre que la religión cristiana primitiva contara con un culto secreto y doctrinas esotéricas. Sin embargo, el Nuevo Testamento posee ciertos textos bastante perturbadores el Evangelio de San Juan y alguna Epístola de San Pablo,"así como el Apocalipsis. Sea lo que fuere de este problema muy controvertido, no es menos cierto que ha existido cierto número de cristianos que, deseando ir más allá de la Fe, buscaban el Conocimiento (Gnosis) perfecto, que va más allá de las apariencias sensibles y permite explicar la razón de ser de todas las cosas. "¿Qué es una Gnosis sino un conocimiento el vocablo griego gnosis no significa otra cosa, pero un conocimiento que no solamente está enteramente dirigido hacia la búsqueda de la Salvación, sino además, al revelar al hombre a sí mismo y al develarle la ciencia de Dios y de todas las cosas, le trae la salvación, o mejor, es por sí mismo Salvación?" Es decir, que el término Gnosis puede aplicarse a gran número de sistemas teosóficos, que han sido sostenidos en todas las épocas y en las más diversas religiones: las aspiraciones "gnósticas" reaparecen sin cesar en el pensamiento religioso, pues siempre hay hombres que quieren librarse de los lazos de la materia para elevarse hasta la Causa primera, hasta el Dios, desconocido... Sin embargo, en sentido restringido, la Gnosis, o, más exactamente, el Gnosticismo, designa el vasto movimiento que se desarrolló, durante los primeros siglos de nuestra era, en el seno del cristianismo. Aquellos "Gnósticos", que decían ser los depositarios del Conocimiento perfecto y salvador, disimulado bajo los símbolos de los Libros santos, transmitido oral y secretamente por los Apóstoles y las Santas mujeres (herederos de la tradición misteriosa traída por Cristo), no formaban un cuerpo homogéneo, sino que estaban divididos en gran número de pequeños grupos, de cenáculos, de capillas, de conventículos, de sociedades secretas, manteniendo relaciones unos con otros, pero a veces opuestos entre sí. Las doctrinas gnósticas, cuyos orígenes son aún bastante mal conocidos se hallan elementos egipcios, iranios, griegos, judaicos, etc., presentan diferencias bastante sensibles de un doctor a otro, de una secta a otra, y se necesitarían numerosas páginas solo para enumerarlas. No obstante, puede encontrarse en ellas cierto número de rasgos comunes: superioridad del conocimiento sobre la fe y las obras para asegurar la salvación del hombre (cf. la distinción de Valentín entre los "hílicos", hombres materiales entregados a la perdición, los "psíquicos", hombres que se salvan por sus buenas acciones, y los "neumáticos" [del griego Pneúma = "Espíritu"] o Gnósticos, que son los únicos capaces de llegar a la plenitud de la iluminación); emanación, del seno del Ser misterioso e insondable, del universo, por muchísimos intermediarios (los Eones), de los cuales el último es por lo general un "Demiurgo" malo o simplemente inferior, que ha creado el mundo sensible en que vivimos; posibilidad que tiene el iniciado de volver a su Fuente primera desarrollando el germen divino que hay en él, pues la iluminación interior (traída por el Espíritu Santo, que es "Dios en su aspecto activo, iluminador y salvador") nos da a conocer "dónde estamos y qué somos, de dónde venimos y adonde vamos"... Todas esas especulaciones nacieron de una misma intuición fundamental: la angustia ante el problema del mal, el deseo de explicar cómo un mundo imperfecto y finito pudo ser creado por un Dios infinito y perfecto. En lo que se refiere a la iniciación entre los Gnósticos, cuyos grupos eran, en suma, sociedades secretas, el historiador puede tener un conocimiento bastante preciso: al neófito lo iniciaban en las doctrinas de la secta por grados sucesivos, luego de pruebas; pero sobre todo' había ritos iniciáticos propiamente dichos: sacramentos, fórmulas mágicas, "santo y seña", que debían abrir al alma, en su ascensión hacia el Cielo después de la muerte, libre paso a través de las siete esferas planetarias, custodiadas por "arcontes" hostiles. Había, naturalmente, signos de reconocimiento entre iniciados... En el culto secreto se empleaba toda clase de objetos rituales: los diagramas resumiendo las doctrinas; las gemas conocidas con el nombre general de Abraxas (pues la mayoría llevaba grabada la palabra Abraxas, término mágico del cual la suma de los valores numéricos de las letras da 365): se observan figuras esquemáticas, personajes simbólicos (por ejemplo, un ser con cabeza de gallo, busto y brazos de hombre, piernas formadas por dos serpientes, con un broquel en una mano y en la otra un látigo), animales alegóricos como la serpiente que se muerde la cola (Uróboros) o el escarabajo, diversos motivos como un hombre o una mujer, el disco solar, la media luna y las estrellas, etc. Las gemas sirvieron de talismanes; pueden reconocerse igualmente alusiones a los ritos y a las creencias de las sectas que las usaron, y las joyas señalaban los diferentes grados de la jerarquía iniciática, que a su vez correspondía a las etapas de la liberación del alma El gnosticismo se propagó en todo el Imperio romano, a pesar de la polémica encarnizada que los Padres de la Iglesia sostuvieron. Debe notarse Salvo entre los marcionitas que, preocupados so-bre todo de doctrinas morales, formaron comunidades abiertas, animadas de ardiente proselitismo. En nuestros días existen diversas iglesias neognósticas que tienen sacerdotes y sacerdotisas. Pero son de fundación reciente también un movimiento nacido de la Gnosis, pero que, a la inversa de ésta, constituyó una Iglesia, animada de un espíritu de proselitismo y de conversión: el Maniqueísmo, doctrina del reformador persa Maní (216-276), religión universal, conquistadora, que extendió su influencia tanto en Occidente como en Oriente, penetrando hasta en China y en el Turquestán. Los maniqueos formaban dos categorías: los Auditores o Catecúmenos, por una parte; los "Elegidos", por la otra, que estaban sujetos a riguroso ascetismo. Esa división se encontrará entre los "Creyentes" y los "Puros" en los Cataros o Albigenses http://groups.google.com/group/secre...thread/thread/... Estamos bien informados sobre la doctrina maniquea, la forma más radical que existe de dualismo entre los Principios del Bien y del Mal. Los ritos, el culto secreto que celebraban los Elegidos se conocen igualmente bastante bien: eran ceremonias, sacramentos muy simples, al revés de los ritos complicados de los otros Gnósticos. La Gnosis ha sido siempre la gran tentación de muchos espíritus religiosos: muchos hombres se han visto acosados .por el eterno problema del Bien y del Mal; otros han querido poseer el Conocimiento perfecto, que explicaría todo, respondería a todas las preguntas "¿por qué?"; También hubo quienes sintieron la atracción de las ceremonias misteriosas... La Iglesia católica nunca dejó de tener que combatir esas tendencias "heterodoxas". Si, luego de su triunfo, consiguió destruir el mayor número de las obras —muy numerosas— escritas por aquellos "heréticos", resultó en vano; la tradición gnóstica jamás dejó de ejercer su influencia, pero de manera secreta, lejos de las miradas; y el eco lejano, siempre vivaz, se encuentra en ciertos ritos y símbolos de la Masonería http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  9. #489
    Fecha de Ingreso
    14 nov, 09
    Ubicación
    mar del plata. bs.as. argentina
    Mensajes
    735

    Predeterminado

    sábado 20 de noviembre de 2010

    De la Piedra, Cristo y los masones




    Hace algunos días, un Q.·.H.·. me llamó la atención sobre un pasaje de san Pablo en su Epístola a los cristianos de Efeso. Eso me llevó a reflexionar acerca de la sacralidad de los templos y de las tradiciones antiguas y modernas, pero principalmente en el valor simbólico que se le otorga a la piedra en nuestra cultura occidental.

    Más allá de la importante tradición constructora de las antiguas culturas del Mediterráneo oriental, cuyas obras son muestra evidente de un profundo conocimiento técnico y de la dimensión sagrada del arte de erigir templos, lo cierto es que la masonería, tal como la conocemos, es fruto del espacio cultural cristiano. Es decir, se desarrolla en una geografía extendida en aquello que Raimon Panikkar denominaba especie cultural cristiana. Por lo tanto, estas antiguas tradiciones de las corporaciones de constructores de la antigüedad, se verán subsumidas y enriquecidas en un nuevo significado, propio del judeocristianismo.

    En la iconografía cristiana, Dios es un Cosmocrator. Cristo asume el rol de constructor del mundo. Las figuras de Dios Padre y de Dios Hijo pueden observarse en infinidad de frescos en los que sostienen un compás en su mano. Es un compás con el que trazan la creación del mundo. Esta tradición dará lugar al nombre de Gran Arquitecto del Universo. Remitimos al lector a la imagen del poderoso cuadro de William Blake como muestra de la persistencia de esta imagen dentro del ideario religioso y poético de occidente.

    Pero más allá de este vínculo entre la Divinidad y la construcción, el cristianismo ha dado a la piedra un significado profundo desde sus mismas raíces. Cristo, hablándole a san Pedro, le dice que sobre esa piedra –el propio Pedro- se edificará Su Iglesia. A partir de esta afirmación se construirá todo un contexto alegórico, una estructura figural y una simbología destinada a otorgar a la piedra una dimensión ontológica. Es decir, la piedra deja de ser sólo el material con el que se construye sino que toma la dimensión del propio constructor. Hay aquí una diferencia sustancial con el mundo pagano, que descubrimos en el mismo momento en que el hombre es comparado, alegóricamente, con la piedra.

    Piedra es el propio Cristo, tal como nos lo indica san Pablo en su Epístola a los cristianos de Efeso, cuando les dice que “Ya no son extranjeros ni forasteros, sino que son ciudadanos del pueblo de Dios y miembros de la familia de Dios. Están edificados sobre el cimiento de los apóstoles y profetas, y el mismo Cristo Jesús es la piedra angular. Por él todo el edificio queda ensamblado, y se va levantando hasta formar un templo consagrado al Señor. Por él también ustedes se van integrando en la construcción, para ser morada de Dios por el Espíritu”.

    El cristiano se convierte en piedra potencial del Templo Consagrado. Pero potencial en tanto que -como luego encontraremos reafirmado en los Padres de la Iglesia y en la concepción figural del monasticismo benedictino- no cualquier piedra puede insertarse en el sagrado muro sino una que haya sido previamente cuadrada. De allí, a la dimensión simbólica de la piedra en bruto que debe cuadrarse, señalada con meridiana claridad por san Beda en el siglo VIII, hay sólo un paso.

    Esta cualificación de la piedra cuadrada (llamada cúbica por los masones) como símbolo del cristiano apto para la integración del Templo Consagrado, la encontramos fuertemente difundida en los siglos VIII y IX. Pero lejos de culminar su ruta como modelo de transformación, la piedra convertida en símbolo del hombre que trabaja sobre sí mismo, alcanza una expresión superior en Honorio de Autum (circa 1080 - post 1125), que exigirá a todo hombre que construye literalmente una iglesia, que sea un Hominus Cuadratus, un hombre en escuadra, alguien que haya conseguido hacer de su piedra en bruto una capaz de encontrar su sitio en la construcción del Templo. El artista no sólo debía entrenarse en su técnica y su habilidad, sino también en la praxis de una moral cuyos ejemplos debía buscar en las sagradas escrituras. Al leer la obra de Teófilo acerca de las técnicas del arte, titulada Diversarum Artium Schedula -considerada muy importante por su significación técnica- nos encontramos con el concepto de que un hombre que construye un Templo no puede menos que reconocer la premisa de la construcción de un templo interior en el que reine la virtud, misión a la que está convocado a partir del aprendizaje en el uso de las herramientas. Esta simbología será recogida y desarrollada a niveles extraordinarios por la propia tradición de los masones primitivos, los constructores de catedrales.

    Mientras que en el mundo pagano la construcción de los templos quedará para la mano de obra de los esclavos, en el mundo cristiano cada eslabón de la larga cadena, desde la cantera hasta los capiteles más delicados, quedará en manos de hombres que son concientes de la obra que realizan y que, además, seguramente no la verán terminada. Podríamos citar innumerables ejemplos de pueblos enteros arrastrando los carretones que llevan a las grandes piedras desde la cantera a la obra. Ya no importa si se trata del tosco cantero que arranca una astilla de roca a la montaña, o si de los peones aprendices que trasladan aquellas moles inmensas al local de la logia, o si de los artistas que llegan a esculpir las nervaduras de las hojas de acanto en los perfiles de las columnas de piedra. Lo que verdaderamente importa es que son hombres libres, que han abrazado, por vocación o tradición familiar, una profesión que los mantiene en contacto con lo sagrado, hasta convertirlos en parte misma del Templo.

    La masonería moderna es –debiera ser- heredera de este espíritu, que se banaliza cuando queda reducida a una institución que socializa, que centra su acción únicamente en su indudable capacidad de diálogo y confraternidad entre los pueblos o se limita a la beneficencia y la filantropía. Todo esto forma parte de la masonería moderna: Sociabilidad, confraternidad, defensa de los derechos humanos, lucha por la libertad de los pueblos e igualdad de las personas. Pero todo ello si primero anteponemos el ADN de aquella semilla plantada hace ya siglos, en la que germinó un método de transformación interior que vuelve al animal humano un hombre espiritual capaz de comprender y trasmutar su propia naturaleza.
    EDUARDO CALLAEY

  10. #490
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Salvación

    Una selección del libro "Al-Rasa'el: La Luz de la Salvación" (i)

    Por: Hazrat Molana Shah Maghsoud Sadegh Angha, Pir Oveyssi

    El Profeta Mohammad (la paz sea con él) ha dicho: "La pobreza es la tierra de lo invisible."

    Sabed que la pobreza no es poseer ni desear. Es liberarse del yo practicando paciencia, obediencia, y un corazón sometido en la confianza al Señor. La clave de la pobreza es la búsqueda y la devoción. El tesoro de Dios es la pobreza y el corazón del pobre su cofre.

    El principio de la pobreza es afecto, y su realidad aniquilación . La fe es seguir la tutela del profeta Mohammad cuyo principio es la pobreza y la aniquilación, su final unicidad y salvación . La pobreza es la realidad de la devoción y la soledad del pobre es el tesoro de abundancia. El camino del pobre está en la confianza y sus palabras en recuerdo de su Señor, su capa es la ocultación de los secretos revelados, y su objetivo es Dios. Su vehículo es un corazón consciente, su servicio es el conocimiento, y sus esfuerzos están en servidumbre.

    El camino del sufi está oculto y su realidad aún más. No tiene mercado y ni beneficio a cambio.

    Dualismo en su significado se refiere a dos y significa, yo y tu Los pobres le han dado la vuelta al mundo de la ilusión y han pasado el mundo de la apariencia y se han esforzado en la propia aniquilación en unión con Dios Todopoderoso. El Aref (Sufi) es el que ha dado su corazón a su Señor y su cuerpo al servicio de la humanidad. El pobre es diligente en el descubrimiento de las luces y se sube al Camino de Dios. El verdadero pobre se abstiene de la ociosidad y de lo superfluo. Vuelve su corazón de los hombres hacia Dios.

    Recordad vuestro compromiso en el día sin principio, sin final, ahora es el día de la pobreza.

    Levantaros y haced un esfuerzo en vuestro compromiso. Uniros de vuestras dispersiones. No rompáis el vínculo verdadero y mantened la pura Lealtad. Habéis sido salvados del yo traidor al Paraíso del Todopoderoso y el Sol Glorioso.

    Levantaros, despertad y esforzaros para complacer al Amado, y no prestéis atención a las tentaciones del rival ignorante. Susurrad con El desde vuestro corazón, ¿dónde encontrareis el descanso? Verdaderamente Él se manifiesta en los corazones, lo oculto, en la profundidad de los oídos y los ojos. El más cerca de vosotros que vuestra vena yugular y todo lo que se ve es El a todo lo que está oculto. "

    Sabed que celebrar rituales y seguir ritos basados en creencias y preferencias personales carece de verdad. No os beneficiará, ni os salvará. Para los creyentes que interiormente han descubierto la verdad y para los ilustrados Salek, la realidad de la devoción está en el conocimiento interior del Maestro del Camino.

    El que conoce a Dios es el que hace todo lo posible para obedecerle y la Tradición de Su Profeta


    http://www.mto.org/aos/sp/Faghr-Poverty.htm
    --------------------------------------------------------------------------------
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

Permisos de Publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •