Tema: Masonería o sufismo

  1. #471
    Fecha de Ingreso
    14 nov, 09
    Ubicación
    mar del plata. bs.as. argentina
    Mensajes
    735

    Predeterminado

    Idries Shah con sus antologías de cuentos derviches popularizó este tema con la anécdota del derviche que le devolvió la tranquilidad a una posada alimentando con su concentrada y calificada atención a un hambriento de ella (algo análogo pasó entre BRECH e IONESCO, siendo tanta la atención que recibió del "mudo" BRECH, el verborrágico IONESCO que cayó desplomado sobre la mesa del café, profundamente dormido...); también Idries Shah nos dio otra versión de la parábola que ya había dado a conocer KAFKA del hombre que se distrae con el portereo y desatiende la puerta... Otra variante se encuentra en el tercer hombre (la consciencia suprema o Dios) que concilia al ciego (prakriti) con el paralítico (purusha), en la posada, para que pueda llegar al banquete real...

  2. #472
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Nasrudín y la cabra

    Un hombre paseaba por el campo cuando vio a Nasrudín trepado en una escalera apoyada contra un manzano y con una cabra entre los
    brazos.
    El animal estaba comiendo tranquilamente las manzanas.
    El hombre le preguntó a Nasrudín:
    .-¿Qué hace usted ahí?
    .- Alimento a mi cabra - contestó
    .-¿Pero no cree que así va a tardar mucho tiempo?
    .-Contesta Nasrudín: que va a mi cabra no le importa el tiempo

    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  3. #473
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    ¿No debería llorar mucho más? Cuando se logra observarse a sí mismo
    El Gran Mulla Nasrudín decidió y regalar a su esposa un valioso espejo de cuerpo completo. La esposa tomó con sumo agrado el
    Obsequio, y rápidamente se miró en él; algunas lágrimas brotaron de sus ojos. Nasrudín, a su lado, comenzó a llorar también.
    Poco después la esposa de Nasrudín se calmó, pero Nasrudín siguió llorando.
    - Esposo mío - le dijo la esposa -, cuando yo me vi tan fea en el espejo tuve una pequeña emoción, recordé con nostalgia cuando fui hermosa; sabiendo cuánto me amas no me sorprendí que compartieras mi pena; yo te lo agradezco mucho pero, dime amor: ¿por qué continúas
    gritando y llorando así, cuando yo ya me he repuesto?
    Nasrudín, secando sus lágrimas, dijo:
    - Esposa mía, por un instante te miraste en el espejo y te afligisteis. Yo, tu marido, que veo tu cara durante todo
    el día, ¿no debería llorar mucho más?

    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  4. #474
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Entender a profanidad lo que el Libro de la Ley Coránica trata de decirnos acerca del Arrepentimiento, podría llevarnos años, pero una vez entendido con toda seguridad encontraremos que lo que las Sagradas Escrituras hablan acerca del arrepentimiento dista mucho de lo que las Religiones profanas entienden. Nosotros como masones nos arrepentimos de operar como mundanos profanos, luego optamos por vivir sin la venda que nos cubre los ojos. Y esa vida a ojos bien abiertos es menos accidentada.
    89. Serán exceptuados quienes,
    después de eso, se arrepientan y se
    enmienden. Alá es indulgente,
    misericordioso.
    90. A quienes dejen de creer, después
    de haber creído, y luego se obstinen
    en su incredulidad, no se les aceptará
    el arrepentimiento. Ésos son los
    extraviados
    Corán

    Sura 3
    La Familia de Imran
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  5. #475
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    El viaje hacia el Reino Interior
    Luego de años de estudios académicos y esotéricos, Mancil el Constructor, decidió que era la hora de ir en busca del Gran Conocimiento. Encontraré, se dijo a sí mismo al Maestro Secreto, el cual se encuentra en lo profundo de mi propio Ser.
    Cerró sus ojos, y en una profunda meditación, apareció en su mente una figura humana, era un Monje que caminaba por un camino. Comenzaron a caminar juntos sin decir palabra.
    El Monje decidió hablar y preguntó: ¿Quién eres y hacia dónde vas?
    Soy Mancil el Constructor de Catedrales dijo, y he decidido iniciar el viaje hacia el misterioso Reino dentro de Mi Mismo.
    Yo soy Cilman Monje y Maestro Cantero, y soy tu acompañante en el viaje, dijo el Monje.
    ¿Podrás ayudarme a encontrarme? Preguntó Mancil.
    Te ayudaré en la forma que tú me ayudes, contestó el Monje, yo también estoy en la busqueda. El Maestro Secreto, está en el Ser de cada hombre. La forma en encontrarlo dependerá de cómo se utilice la habilidad y la experiencia. Es algo que solamente es apoyado parciamente por un compañero de viaje.
    Así los buscadores, tras muchas dificultades, finalmente encontraron a Namcil el Arquitecto de Obras, un hombre dotado del conocimiento de aquellas enseñanzas que no son accesibles a todo el mundo.
    Los buscadores le dijeron: Permítenos Arquitecto que te sigamos para poder aprender de ti, aquello que has alcanzado en la maestría de la construcción.
    El Arquitecto contestó: Si son capaces de soportar, y tener paciencia para mantenerse diligentemente en contacto con lo Superior. Mi primer mandato es: Actúen de forma obediente y sólo limítense a observar, en lugar de simplemente acumular conocimientos.
    La segunda obligación es, dijo el Arquitecto, es no preguntar hasta que se sientan capaces de afrontar la respuesta.
    Luego de jurar lealtad y obediencia, El Arquitecto accedió así a que ambos comenzaran su travesía hacia el Reino Interior.
    Abordaron los tres una barca que los llevaría al otro lado un ancho río, el Arquitecto hizo que el barco se uniera, y tuvieron que asirse a unas tablas y llegar a su destino.
    ¡Hundir un Barca a medio camino! ¿Esta es la acción de un hombre de grandes conocimientos? Preguntó el Monje.
    Te dije, no preguntes, observó el Arquitecto, aún no eres capaz de sacar conclusiones precipitadamente.
    El Constructor y el Monje estaban perplejos, habían olvidado las condiciones del Arquitecto, pero su acción les pareció absurda.
    Su viaje continuó y llegaron a un reino medio donde fueron bien recibidos, el Rey los invitó a hospedarse en su palacio. El más pequeño hijo del Rey andaba en los jardines y el Arquitecto los hirió en una pierna, herido el niño fue escondido por el Arquitecto en un prado. Y los tres fueron huyendo del reino hasta cruzar la frontera.
    El Constructor y el Monje quedaron abrumados por la acción criminal del Arquitecto, y le dijeron: ¡Un bondadoso Rey nos hospeda y tu Arquitecto le has tratado de forma atroz! ¿Qué clase de hombre eres?
    El Arquitecto se volvió hacia ellos y les dijo: Amigos, estoy haciendo aquello que debo hacer. Ustedes son simples observadores limítense a ello. Ustedes tienen el privilegio de pocos y muchos envidiarían su posición. Habiéndola por fin alcanzado, me parece que no pueden hacerse dignos de un conocimiento más elevado, ustedes como todos los mortales siempre están juzgando desde una postura limitada, y llena de prejuicios. Nuevamente les recuerdo su promesa.
    Reconocemos que no estriamos aquí de no ser por nuestro juramento de obediencia y eso nos ata a ti Arquitecto, dijeron ambos. Por lo tanto, ten a bien, perdonarnos. Así que el Monje dijo: encuentro difícil de romper mi hábito de actuar y pensando suponiendo, si lo hago una vez más despídeme de tu compañía.
    Siguieron su viaje iniciático.
    Al llegar a una ciudad, los viajeros fueron expulsados de ahí, nadie les dio hospitalidad ni comida, al poco tiempo los perros fueron echados sobre ellos. Cuando llegaron a las murallas de la ciudad, hambrientos, heridos y sin fuerzas, el Arquitecto dijo: Detengámonos aquí, reparemos está parte destruida de la muralla.
    Los habitantes de esa ciudad no tenían las habilidades de los albañiles, y los tres viajeros eran hábiles constructores, trabajaron durante horas, hasta que la pared destruida de esa muralla quedó restaurada.
    El Constructor y el Monje estaban tan exhaustos que su disciplina se quebranto y dijeron : No nos pagarán, dos veces hemos pagado mal. Ahora pagamos el mal con un bien. Hemos llegado al límite de lo que podemos tolerar y no podemos ir más lejos estamos sedientos y hambrientos.
    Dejen de contradecir, dijo el Gran Maestro Arquitecto, ustedes no han sido fieles sus promesas. Nuestros caminos se separan aquí, pues tengo algo superior que hacer.
    Pero antes de dejarles, les explicaré el significado de mis acciones, de manera que algún día puedan ser capaces de concluir un viaje iniciático como éste.
    La barca que dañe, se hundió y no pudo ser usada por el Tirano que la usaría para invadir el reino del bondadoso Rey. El niño cuyá pierna herí sería con el tiempo un malvado Rey que tiranizaría a ese reino de bondadosos, debido a su cojera se deprimirá tanto que su puesto será cedido al ahora recién nacido hijo del Rey Bondadoso. En esta ciudad de odio dentro de 500 años nacerán dos hijos de una viuda. Cuando hayan crecido, la pared se desplomará por la acción destructiva de una bomba y provocará que contraten a un Arquitecto que seré yo. Ellos luego serán un Monje y un Constructor y reformarán el Mundo con sus ideas.
    Ahora márchense en paz, por ahora están despedidos, pero nos vemos aquí en 500 años.
    Este cuento con algunas variaciones fue relatado y vuelto a relatar durante la Edad Media, incluso claro, dentro de los círculos de Masones Operativos; imaginemos a nuestros hermanos constructores de Catedrales escuchando a la luz de una fogata esta Historia Iniciática y el impacto que está tendría en sus almas. Los monjes constructores escribieron La Gesta Romanorum que es un compendio de relatos escrito en latín aproximadamente a finales del siglo XIII o quizás a comienzos del siglo XIV. Esta compilación de historias fue impresa por primera vez en 1473 en la ciudad belga de Lovaina. Y en la Gesta Romanorum fue escrita esta historia iniciática masónica. El excelentísimo Sufí Islámico Idries Shah incluyó esta historia en sus cuentos, pues afirmaba que este cuento surgió de Islam Esotérico.
    Alcoseri
    Más información al respecto está en el Sagrado Corán
    Surat Al-Kahf 18
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  6. #476
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    La vinculación de la Masonería con las demás organizaciones iniciáticas
    Los lazos que vinculan a la Francmasonería con las organizaciones iniciáticas de la antigüedad, son fascinantes Además de las herencias pitagóricas y templarías, que están atribuidas muy frecuentemente al orden masónico, existe otra que lo reivindica igualmente: la de los Rosacruces. La realidad de esta herencia ha sido objeto de múltiples controversias. Y si la herencia templaría ha podido pasar a la Masonería, ha sido debido, en gran parte, por la intermediación del Rosicrucianismo auténtico; puesto que, “después de la destrucción de la Orden del Templo, los iniciados del esoterismo cristiano, se reorganizaron, según las ideas del Sufismo ese profundo esoterismo islámico, para mantener, en la medida de lo posible, el lazo que aparentemente había sido roto por esta destrucción; pero, esta reorganización, debió hacerse de una forma muy oculta, invisible en cualquier forma, y sin tomar apoyo en ninguna institución conocida exteriormente, que, como tal, hubiera podido ser la causa de una nueva destrucción por parte del Clero Católico. En un ya antiguo artículo, uno de los mejores historiadores actuales de la Masonería, había abordado esta cuestión analizando los diversas textos sobre los que ha intentado probarse que, los Rosa-crucienses, han jugado un papel en el paso de la Masonería operativa a la especulativa. En diversos poemas, opúsculos, cartas y artículos de revistas, los que fueron seleccionados de 1638 a 1730. Si bien parece, como se, que cada uno de estos escritos, tomado por sí sólo, no demuestra gran cosa, es extraño ver como en seis de los nueve textos analizados, el nombre de los Franc-Masones se acerca al de los Rosa-Cruces y, en un séptimo texto, al de los Cabalistas. Este conjunto de coincidencias es digno de examen, si se piensa en el hábito de ciertos rosacrucienses de proceder por alusiones, de atraer la atención para desviarla luego, de propagar, ellos mismos, el descrédito de sus propias obras.
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  7. #477
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    Cristianismo Esotérico dentro de la Masonería Grado 18°
    Se atribuye a los Cristianos Esotéricos la invención del grado Rosa-
    Cruz; él pretende que es posible que los Cristianos iniciados hayan
    buscado a tener de la influencia en la Masonería como ellos habían
    buscado a tenerla en las Cortes. Ellos no lo lograron, parece ser, los
    Cristianos Esotéricos representaban un poder generalmente temido y aun
    detestado y en las Logias mucho más que en otra parte. No se excluye
    que los Masones hayan participado en la decisión de los Parlamentos
    En todo caso se está más o menos seguro que el Rito de York (el Royal
    Arch) es una creación de los Cristianos Esotéricos en 1777 en Escocia;
    hay naturalmente el Rito Grado 18° que no es precisamente de ese orden de
    idea, pero que está ciertamente influido por el Rito Coens (sistema
    clerical y sacerdotal denominado también « Los Elegidos Coen » o «
    Elegidos Cohén »).
    En Alemania, la Logia de Hamburgo había iniciado ya el 14 Agosto del
    1738, el Príncipe hereditario de Prusia. El futuro Federico II abrió
    más tarde una Logia qué fue el punto de partida de la Masonería en
    Prusia. Otra Logia se constituyó en Berlín en 1740 (con la aprobación
    del Rey que había partido para la campaña de Silesia) y es de ese
    Taller que salió la más antigua Gran Logia de Prusia (La Gran Logia
    Madre « A los Tres Globos »).
    En Austria fueron tomadas medidas contra la Masonería en 1743, entre
    los Masones austriacos de finales del siglo XIII es preciso citar a
    Mozart, ciertas obras del cual han sido compuestas especialmente para
    reuniones masónicas. (Ver detalles en nuestra obra «La Misión de los
    Artistas», Libro VI de la Serie de los Grandes Mensajes).pero, fue
    recibida por el contrario con fasto real por otros {Rusia por
    ejemplo). Los Jesuitas son aun miembros de la Franc-Masonería se
    agruparon un poco en todas partes en Sociedades secretas formando
    ellos mismos Logias Masónicas.
    Así Cristo-Osiris-Hiram vuelven a tomar todo su significado oculto, en calidad
    de figuras míticas, la ciencia secreta introduce a la masonería el
    problema de integrar al iniciado al mundo real mediante alegorías. A
    las ideas de la existencia y la presencia, para la masonería el
    profano está muerto, pero listo para ser regresado a la vida,
    incorporado a la vida de los despiertos y a la creación del mundo más
    real por la aparición de los elementos nuevos, pero en un principio
    confundidos en el caos del sueño, se añade esta concepción esencial:
    en el universo apenas formado para el nuevo iniciado y entran en lucha
    el bien y el mal bajo las formas de los dioses Osiris y Seth, ambos
    hijos de Nut. Desde entonces la religión egipcia se orientará por la
    vía del despertar a una nueva consciencia que ya no abandonará y hará
    de ella uno de los mayores estímulos. En Cristo-Osiris-Hiram muerto y
    resucitado debe distinguir por una parte su cuerpo, que permanece en
    la tumba, y por otra, su espíritu que sigue siempre vivo, que era
    recibido entre los dioses de la Gran Luz, cada uno de nosotros es en
    potencia un Cristo-Osiris o un Hiram. En ello está la explicación de que las
    ideas de ultratumba presenten un doble aspecto: la creencia en una
    supervivencia subterránea asociada a la conservación del cuerpo del
    muerto en putrefacción y la creencia en una supervivencia puramente
    espiritual del espíritu del difunto en el reino donde el alma nunca
    muere, para la masonería el profano ha muerto desde que sale del
    vientre de su madre, pero, tiene una oportunidad que es ser de nuevo
    llamado a la vida por medio de la iniciación . Osiris hizo de la
    supervivencia en el otro mundo la resurrección del muerto, con su
    personalidad propia ligada a su propio cuerpo. Osiris era el dios de
    los Muertos o del mundo de ultratumba, donde aunque muertos, tienen la
    esperanza de vida.
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  8. #478
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    En el libro "La Clave Secreta de Hiram", el autor, muy
    minuciosamente, va "hilando" puntos históricos, y concluye que las
    tradicones masónicas tienen su origen en la época de Abraham, en el
    Alto y Bajo Egiptos. Ofrece datos de que cómo los judíos "absorven y
    conservan" éstas tradiciónes, previas "adaptaciónes" en las historias
    simbólicas que las contienen, y cómo a travez de la "reconstrucción
    del templo" son "conservadas"; que los principales "guardianes" de
    ellas son los Esenios (de los que formaba parte Jesús), y que quedan
    "sepultadas" en las ruinas del Templo, hasta que los Templarios las
    rescatan, y cuando son disueltos, las trasladan a Escocia donde
    fabrican un duplicado del Templo para continuar conservándolas. Según
    el autor, las riquezas de los templarios sirven para pagar la mano de
    obra de los masones, quienes resultan "absorvidos" por la Orden del
    Temple (adquieren los conocimientos templarios y los incorporan a sus
    tradiciónes, no así el nombre, pues continúan llamándose masones).
    Ofece el autor que tratará de conseguir la PRUEBA FEHACIENTE de sus
    dichos, misma que se encuentra en el "SANCTA SANTORUM" (boveda bajo
    tierra, que aún no ha sido descubierta), cuya ubicación tiene ya
    perfectamente localizada en la reproducción del Templo, que resulta
    ser una curiosa capilla, que ha sobrevivido a todas las destrucciónes
    a travez de los siglos, porque los masones "la han protegido porque
    sabían de su importante secreto". Se trata de capilla de Rosselyn, que
    entre otras curiosidades nunca ha sido dedicada a culto religioso...
    Pero nuevamente, otra historia interesante que, aunque tiene (como
    todas las demás) apoyo en "detalles históricos aislados"
    armoniosamente enlazados en la narración, que la hacen " muy posible",
    tienen la suficiente solidez sus cimientos para poder considerarla
    verídica
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  9. #479
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    El Secreto del Socorro Masónico. 1
    Cierto hombre de pronto sintió el llamado iniciático y buscó a un masón reconocido de su ciudad, y le externó su deseo de ingresar a la Noble Orden Masónica.
    Al entrevistarse con él dijo: ¡Sé que los masones son personas de conocimientos secretos! Le ruego poder ser parte de su Orden, para que pueda así crecer y convertirme en una persona completa, pues gran parte de mi vida la he malgastado; y ahora siento que nada soy.
    El masón un hombre viejo llamado Confern contestó: Puedo tramitar tu ingreso a la Orden iniciándote a cambio de algo que los masones del mundo necesitamos. Ve y busca a un hijo de una viuda que vive en la ciudad de Edimburgo, socórrenos así a todos, ayuda a su madre viuda y claro socorre a su hijo llamado Sterling, pues él así podrá continuar nuestra sagrado trabajo de mampostería. El postulante a libre masón pensó para sí, ¿Cómo que socorrerlos? No soy yo el que necesita socorro o ayuda de ellos. El viejo masón leyó sus pensamientos y le dijo: Socorriendo a los demás te socorres a ti, este es el lema de nuestro Taller de Albañilería.
    Fue así que el postulante masón partió. Llegó a una pequeña casa de picapedreros en Edimburgo y le dijo al encargado: Busco a Sterling el hijo de una Viuda, vengo a socorrerlo a él y a su Madre Viuda. Necesito socorrerlo para que él nos socorra.
    El picapedrero dijo: Estás describiendo una situación, muy propia para eliminar tu egoísmo, y las necesidades de los hombres que somos del gremio de albañiles libres, el de ayudarnos y socorrernos unos a otros. Así que yo necesito que traigas hasta aquí grandes bloques de piedra para que yo los pula y les de forma propia, para que encajen en la Catedral de Edimburgo que estamos construyendo. Busca la manera de traerme esos bloque de piedra y te diré cómo encontrar a ese hijo de la Viuda.

    De manera que el postulante partió en búsqueda de bloques de piedra para el picapedrero. Cuando llegó a una choza junto a una cantera y le dijo al cantero: Cantero, vengo por Bloques de piedra. Lo necesito para el picapedrero quien si así se los llevó me dará razón de cómo encontrar al hijo de la Viuda. A cambio de todo esto, yo podré ingresar la Orden de los Francmasones.
    El cantero respondió inmediatamente: Muchacho, tú necesitas bloques de piedra ¿Qué hay de mí? No me interesa tu platica acerca de tus aspiraciones, ni las tuyas ni las de los demás que te han enviado aquí. Yo necesito herramientas para escavar y extraer de la Madre Tierra esos grandísimos bloques de piedra. Consígueme las herramientas propias y te daré tus grandes bloques de piedra, y así podrán construir su nuevo Stonehenge.
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

  10. #480
    Fecha de Ingreso
    29 ene, 09
    Mensajes
    1,141

    Predeterminado

    El Secreto del Socorro Masónico.2
    De modo que el postulante se puso en marcha, hasta encontrar a un herrero, a quien contó sus necesidades. El herrero a su vez dijo: ¿Qué hay de mi jovencito ? Tú necesitas herramientas para sobornar al cantero, yo necesito acero para fabricar las herramientas por ustedes requeridas. Consígueme hierro y te ayudaré.
    De manera que el aspirante a masón libre se marcho en búsqueda de alguien que vendiera acero. Cuando encontró a tal vendedor de acero le conto sus grandes dificultades y el Acerero dijo: ¿Qué se yo de conocimientos extraños, sociedades secretas, canteros, mamposteros, o de Catedrales? Todo lo que la vida me ha enseñado es que cada uno parece cuidar sus propios intereses aquí en esta isla británica. Hablemos ahora, de mis grandes necesidades, y si tú pequeño jovencito puedes satisfacerlas, entonces sí que hablaremos de acero, y tu luego podrás pensar todo que quieras sobre esa nueva Orden Masónica de que me hablas.
    ¿Cuáles son tus necesidades? Preguntó el candidato a la iniciación.
    Yo necesito hierro y carbón para fabricarte el acero, consígueme estos y luego pídeme acero.
    De modo que el aspirante partió en la búsqueda de hierro a una mina, el minero que le dijo: Si, puedo darte hierro para tus necesidades. En cuanto a todo lo demás, podrías haberme evitado aburrirme al tener que escuchar tu historia, pues simplemente no tengo el menor interés en tus asuntos filosóficos u otras cosas relacionadas con gente como los masones, que se son personas que comienzan a tener mucho poder.
    Pero tengo un deseo y te convendría socorrerme en el asunto, de lo contrario nunca te ayudaré.
    ¿Y cuál es tu deseo? Le preguntó la minero.
    Yo quiero casarme y mi amada es una bellísima doncella. Pero, no es de mi clase social, y su padre no permite nuestro casamiento.
    Procúramela, y entonces hablaremos sobre tus problemas.
    De modo que el candidato a masón se marchó, y después de hace exhaustivas diligencias, habló con el padre de la bellísima doncella que dijo: Tengo una hija, ella ama al minero y su único deseo es casarse con él. De hecho, ha estado toda su vida pensando en él. Debe ser alguna suerte de milagro para él y para ella que tú aparezcas, y que me cuentes tu historia sobre tu deseo de ingresar a la Orden Masónica. Yo nunca consentí el casamiento de ellos, pero gracias a ti he cambiado de parecer.
    Pero digo ¿Qué hay de mí? Cada uno quiere lo que quiere, las personas necesitan cosas, o desean cosas, imaginan que necesitan ser socorridas, otras realmente quieren ayuda verdadera, pero no se ha dicho nada aún de mis necesidades, dijo el padre de la doncella.
    Quiero solamente una cosa, dijo el padre de la novia. Y la he querido toda la vida. Socórreme tu ahora, ayúdame a conseguirla, y serán tuyas mis posesiones terrenales. Lo que yo quiero, ya que he experimentado todo lo demás de este mundo, es el gran conocimiento.
    Pero ni tu ni yo, amigo obtendremos el conocimiento superior sin encontrar a Sterling el hijo de la Viuda, ese que dará nuevo impulso a la Orden de los Ahora Libres Aceptados Masones.
    No sé bien lo que es el conocimiento superior, pero de algo estoy seguro nada tiene que ver con Sterling el hijo de la Viuda.
    No, contestó el candidato a masón, dándose cuenta de que debía ser paciente ante todo, pero con el hierro, para el acerero, el acero para el herrero, las herramientas para el cantero, y las piedras colosales para el picapedrero, no se podría conseguir sin todo esto encontrar al Hijo de la Viuda.
    Me suena absurdo ese hijo de la viuda, y en lo que a mí respecta, no iré a esos extremos, respondió el padre de la doncella.
    A pesar de las súplicas el candidato a masón, el padre de la doncella lo obligó a retirarse.
    Tantas dificultades y grandes confusiones que estas tareas le produjeron, le hicieron dudar de la humanidad. Se llegó a preguntar si podría usar el gran conocimiento, cuando lo consiguiera, y pensaba por qué todas esas personas solamente pensaban en sus propios intereses mundanos. Y poco a poco comenzó a pensar solamente en encontrar al Hijo de la Viuda.
    Un día el candidato a masón caminaba sin rumbo por las calles de Londres, conversando con otro buscador de la verdad, sobre su suerte.
    Cierto mercader lo oyó, y se acercó para oír sus palabras. El candidato a masón decía: Se necesita encontrar a un hijo de la viuda, que ya ni su nombre recuerdo, de modo que él pueda hacer un sagrado trabajo para nosotros.
    El mercader se dio cuenta de que había algo excepcional en este ahora errante candidato a masón, y se dirigió a él:
    Amigo errante, no entiendo bien tus palabras, pero tengo un profundo respeto por una persona como tú, que se ha decidido en el Sendero Iniciático. Socórreme por favor, si quieres, pues yo sé que las personas en el camino de la Gran Luz Masónica cumplen una misión de gran poder en este mundo.
    El candidato a masón levantó su mirada, y vio la angustia en la cara del mercader y le dijo: Amigo, estoy sufriendo y he sufrido. Tú, sin lugar a dudas, estás en apuros, pero yo aún ni soy masón. Ni siquiera puedo encontrar a ese hijo de la Viuda. Pero pídeme y haré por ti lo que pueda.
    Sabrás, lo oportuno que eres, dijo el mercader, tengo una única y hermosa hija. Ella está ahora sufriendo una extraña enfermedad que la ha hecho casi morir. Ven a verla y quizá puedas tú hacer algo por ella.
    Era tal la angustia reflejada en el mercader y tan grandes sus esperanzas, que el candidato a masón lo siguió hasta el lecho del dolor de la joven.
    En cuanto ella lo vio, dijo: No sé quién eres, pero siento que quizá puedas ayudarme. De todos modos, no hay otra persona. Estoy enamorada de tal y tal minero. Y nombró al minero a quien el candidato a masón había pedido hierro para procesarlo al acero.
    El candidato a masón se dio cuenta que la chica era idéntica a la doncella, luego recordó que era podría ser la gemela perdida de la bella doncella que antes había conocido y cuyo padre no había accedido a las pruebas iniciáticas por considerarlas absurdas.
    El candidato a masón fue con el mercader y le dijo que su hija quería casarse con cierto minero, y le contó de el increíble parecido de su hija con la bella doncella, el mercader confesó luego que efectivamente ambas eran gemelas, y que su hermano y él habían acordado criar por separado a las dos; pero que constantemente estaban en contacto.
    Antes, el Mercader estaba alborozado, pues había pensado que la plática con el candidato a masón sobre el minero había sido inapropiada, pero con esto se dio cuenta de la solución de la enfermedad de su hija.
    El candidato a masón fue a ver al minero, quien le proporcionó grandes cantidades de hierro, el acerero así le dio las herramientas; las llevo al cantero, que le dio las colosales piedras, que llevó al picapedrero de Edimburgo, y él le dijo como encontrar al Hijo de la Viuda llamado Sterling.
    Lo llevo al hijo de la Viuda con Confren el viejo masón este dijo: Ahora podremos Iniciarte en los Augustos Misterios de la Orden Masónica; pues no hubieras podido traer con nosotros a un hijo de la Viuda a menos que hubieras trabajado para nosotros y no para ti mismo.
    La dimensión Oculta de este cuento es sólo conocida por los que han vivido la experiencia masónica, y saben de las circunstancias especiales que les hicieron llegar a tocar las puertas de un Templo Masónico, y más que todo el seguir en el camino hacia la perfección; dentro de lo que se entiende en el mundo iniciático masónico.
    Al fin de cuentas Sterling “El hijo de la Viuda” no era otro que el mismo candidato a masón, al cual se le requirió que se buscase a sí mismo antes de iniciarse como masón.
    Alcoseri
    http://groups.google.com/group/secreto-masonico
    Toda obra de importancia que no es precedida por el recuerdo o mención de Allah, será una obra inconclusa

Permisos de Publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •