As salam´aleikum wa rahmatullah wa barakatuhu.

UN británico de 57 años que ha pasado los últimos 27 en la cárcel por un crimen que no cometió vio ayer revocada su condena después de que las pruebas de ADN demostraran que es inocente.Sean Hodgson, víctima de uno de los errores judiciales más graves de la historia de Reino Unido, recuperó la libertad inmediatamente después de la sentencia del Tribunal de Apelaciones.Hodgson ingresó en prisión en 1982 por la violación y muerte de Teresa de Simone, una camarera de 22 años cuyo cadáver fue hallado estrangulado en el aparcamiento de un pub de Southampton.En contra del acusado pesaba su declaración de culpabilidad (atribuida por la defensa a su condición de "mentiroso patológico"), de la que luego se rectractó, y la coincidencia de su tipo de sangre con las muestras halladas en el lugar del crimen.

Por aquel entonces las pruebas de ADN aún no eran aceptadas en los tribunales (el primer caso data de 1986),
aunque sí hace 11 años, cuando los abogados de Hodgson, las reclamaron sin éxito.El condenado tuvo que esperar otra década hasta conseguir, el pasado noviembre, que se ejecutaran los análisis: el eperma del acusado no se correspondía con el hallado en el cuerpo de De Simone."El caso de la Corona determinó que el autor de la violación también había asesinado a la mujer, por lo que la nueva evidencia que aporta el ADN ha demolido los argumentos de la fiscalía.

Tras la anulación del caso, la policía del condado de Hampshire debe reabrir la investigación del crímen, cometido en 1979.Mayor calado entraña la petición oficial a la fiscalía británica para que se plantee la revisión de casos similares donde puedan encrontrarse muestras de ADN.Hodgson es la persona que más tiempo ha sido privada de libertad por error.Su drama sólo puede compararse con el de Stephen Downing condenado por el asesinato de una mecanógrafa y exonerado 27 años depués ( en 2002) a raiz de las irregularidades encontradas en el proceso.

Muntassir.


De : El País, 190309.
Patricia Tubella.Londres.