Resultados 1 al 3 de 3

Tema: La industria psiquiátrica a la caza de mentes despiertas

  1. #1
    Fecha de Ingreso
    03 dic, 11
    Mensajes
    209

    Predeterminado La industria psiquiátrica a la caza de mentes despiertas



    La industria psiquiátrica a la caza de mentes despiertas: c

    La industria psiquiátrica a la caza de mentes despiertas: cuestionar a la autoridad y comer sano son enfermedades psiquiatricas

    La Asociación Psiquiátrica Americana considera un trastorno mental el pensamiento desafiante, algo conveniente para mantener una sociedad de personas conformes con la matrix.

    Ser un libre pensador, un despierto, desconectar de la matrix es una enfermedad mental según la nueva edición del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales de la Asociación Psiquiátrica Americana. Este manual identifica una nueva enfermedad que llama “trastorno de desafío oposicional” (ODD, por sus siglas en inglés) y la define como “un patrón constante de comportamiento desobediente, hostil y desafiante” con síntomas que incluyen cuestionar la autoridad, actitud retadora, tendencia a discutir y a molestarse fácilmente.

    Este manual lo utilizan los doctores para definir enfermedades mentales y en cada edición aumenta de forma notable el número de enfermedades mentales, por lo cual se cuestiona si nos estamos trastornando mentalmente cada vez más o es más difícil estar mentalmente saludable. Los doctores dicen que se debe a que actualmente se puede identificar con mayor facilidad estos trastornos, lo cual también significa que se puede medicar a más personas y recluirlas en instituciones mentales.

    El manual recientemente ha identificado como enfermedades la arrogancia, el narcisismo, la creatividad fuera del promedio, el cinismo y el comportamiento antisocial. En el pasado todos estos solo eran rasgos de la personalidad, pero ahora ya son enfermedades tratables.

    En los últimos 50, años sus páginas han pasado de 130 enfermedades mentales a 357, muchas de las cuales afectan a los niños, quienes en consecuencia reciben altas dosis de fármacos.
    Orthorexia, comer sano, otra enfermedad psiquiátrica.

    Si te dedicas a comer alimentos sanos, sufres una «enfermedad mental» y probablemente necesites algún tipo de tratamiento psiquiátrico. El diario The Guardian informa: «La fijación con el comer sano puede ser indicio de un grave trastorno psicológico» y luego afirma que esta «enfermedad» se llama orthorexia nervosa, que es básicamente sólo la expresión latina que significa ‘nervioso por el correcto comer’.

    Según The Guardian «comúnmente, los ortoréxicos tienen reglas rígidas en cuanto al comer. El rechazo al azúcar y sal refinada, cafeína, alcohol, gluten, levadura, soya y maíz transgénicos y productos lácteos, es sólo el comienzo de las restricciones de su dieta. También quedan excluidos cualesquier alimentos que hayan estado en contacto con pesticidas, herbicidas, o que contengan aditivos artificiales».

    ¿Te das cuenta de que comer comida basura se presume que es «normal»?

    En mi caso hablando de manera personal para ellos debo estar para que me encierren por que soy vegano, significa que no como absolutamente nada que proceda de los animales, a más como todo ecologico y a más lo proclamo e insto a la gente a que intente dejar de comerse esos cadaveres llamados carne.

    Como ven una vez más, la “conspiración” no es más que la realidad, la matrix, la privación del ser, de la libertad, de la mente consciente y despierta, todo para convertirnos en automatas unos copias de otros.

    http://web1.taringa.net/posts/notici...iertas_-c.html
    -No me preocupa lo que los demás piensen de mí, me preocupa lo que yo pienso de los demás.
    -Cada acierto nos trae un enemigo. Para ser popular hay que ser mediocre.
    -Cuando la gente está de acuerdo conmigo siempre siento que debo de estar equivocado.

  2. #2
    vctor-snchezanadn-164 Guest

    Predeterminado

    Salam

    Se rumorea que se han descubierto antipsicoticos nuevos más operativos y sin tantos efectos secundarios, sin embargo esperan el tiempo de caducidad de las patentes actuales antes de ser genericos, para sacar las nuevas versiones.

    Los enfermos mentales no estan correctamente atendidos, no existen Hospitales Psiquiatricos, su función está en manos privadas, y lo más que hay son hospitales de dia, con camas para agudos muy graves, pero para derivarlos al domicilio en cuanto esten controlados.

    Es muy dificil a veces encontrar la medicación antipsicótica correcta y mientras tanto la percepción subjetiva es de "infierno" en medio de una claridad en el nivel o estadio de consciencia en el que te encuentres, mientras la dopamina-3, el neurotransmisor de lo sagrado, está ahora a 0, tras la explosión infinita y resplandeciente, infierno. Literalmente es un periodo para ir tomando consciencia de las nuevas limitaciones psiquicas y en realidad uno no hace un ruido y hasta hace lo que le digan, aunque le cueste un soberano esfuerzo.

    La depresión post-brote deberia ser pasada en uno de esos Hospitales de Montaña Psiquiatricos Privados ofertados privadamente si fuese uno rico, uno desmonta los delirios: Dios no te hablaba, eran voces de tu inconsciente que se hacian autonomas, no hay ángeles. Y realmente no hay ángeles. La depresión post-brote es la ausencia de lo sagrado en todo, como si Dios no existiese y no hubiese existido nunca y todo fuese una ilusión. Y es perceptualmente real y se perpetua en los síntomas negativos de la abulia y la anhedonia. La ausencia de lo sagrado, de la voluntad y del gozo. El mundo sin Dios. La medicación.

    Yo, a Dios gracias estoy mejor, un día simplemente desapareció la sensación subjetiva de sufrimiento, el dolor lacerante en medio de la claridad desaparecio y quedó solo la claridad y menos abulia y menos anhedonia. Y un calor en el corazón, Testigo fiel de batallas de la eternidad.

    Esta gente descubrió una droga anti-droga y nos tiene cogidos a los locos. Es muy sencillo. Nosotros derrochamos dopamina-3, la mera droga, pero no podemos (o no queremos) volver al estado normal. La antidroga nos equilibra.

    Nuestra produccion de dopamina-3 depende de los pensamientos, de los no-pensamientos, de nuestra percepción de la belleza, de nuestro estar bien. Los esquizofrénicos tendemos a producir más por cualquier gilipollez y nos dura más tiempo. Pero la dopamina-3, lo sagrado, te arrebata y el problema del esquizofrénico es que quizás se aventuró a navegar lo que nadie quiso, sin saber, abandonado a una magia que no lo deja volver al mundo fenoménico y tangible e integrar su visión. Pues lo desechado por todos fue maravilla y gozo.

    No solo cuestiono lo que no me parece Real o la ignorancia que me afecte, sino a mi mismo y a mi Sombra. Según eso soy afecto no solo de esquizofrenia paranoide (de libro, vista despues de pasada), sino de rebeldia hacia lo injusto, del narcisismo del placer por lo hecho e incluso de preferir el silencio de la nada a la basura del estridente chillerio vacuo de la industria de la consciencia, defecando sus heces en la Noche.

    Salam

    PD. ¿Qué opinais de las depresiones, la locura, cuando nos desbordan las emociones y se nos salen del corazón sin control?.

  3. #3
    Fecha de Ingreso
    15 dic, 08
    Mensajes
    3,505

    Predeterminado

    Cita Iniciado por vctor-snchezanadn-164 Ver Mensaje
    PD. ¿Qué opinais de las depresiones, la locura, cuando nos desbordan las emociones y se nos salen del corazón sin control?.
    vctor-snchezanadn-164…. Salam…

    Veo que nadie te responde… Eso es comprensible y a riesgo de ser políticamente incorrecto te daré mi opinión.

    Te aclaro que no soy creyente, aunque antes fui católico y ahora ando buscando explicaciones para este mundo que me deprime profundamente.

    Y no encuentro otras explicaciones para esta Creación que no sean las que dan los creyentes de las diversas confesiones, diciendo que ese Creador ha dispuesto el mundo de esta manera y que como Él no se puede equivocar, hay que aceptarlo a libro cerrado, dando un carpetazo al asunto.

    Por otra parte, los no creyentes en ningún Creador, dicen que eso nos ha tocado y no aceptan que se les haga preguntas sobre el tema porque, según ellos, es algo que salió así, después del Big-Bang (o de lo que sea que dio el primer empujón para que el mundo comenzara a andar). Y también dan un carpetazo al asunto.

    Y, a mí, los carpetazos no me gustan.

    Por lo menos por ahora y mientras no sea creyente, no puedo aceptar la explicación de los creyentes porque es aceptar mansamente una Creación hecha, a propósito, llena de sufrimiento tanto de los seres humanos como de los animales, cuando bien podría ese hipotético Creador haber hecho una Creación menos desagradable.

    Basta leer las noticias o comentarios sobre la realidad del mundo que se ponen en este foro para deprimirse profundamente.

    Por ello y a la vista de lo que ocurre opino que los que “ no sufren las depresiones, la locura, cuando nos desbordan las emociones y se nos salen del corazón sin control” se pueden poner bajo dos categorías (para no hacerla muy complicada).
    a) Aquellos a los que (por las razones que sean) la tragedia que es este mundo les importa un pimiento.
    b) Aquellos a los que esa tragedia les importa y siendo creyentes han encontrado (o creído encontrar) una explicación para esa tragedia y por ello no se deprimen, no enloquecen ni son desbordados por las emociones.

    Para aquellos que no somos creyentes y que somos sensibles a esa tragedia, me parece perfectamente lógico que después de muchos años de deprimirnos en silencio “se nos quemen los fusibles” y que acabemos "pareciendo locos" (que no lo somos… de eso estoy seguro, aunque algunos de este foro puedan creerlo, por lo menos de mí).

    De tal manera, creo haber respondido a tu pregunta con mi opinión de que la depresión hasta llegar a una locura aparente no es síntoma de enfermedad sino de salud mental y de empatía con las miríadas de millones de seres que sufren lo indecible en este mundo sin otra explicación para ese sufrimiento que el carpetazo que dan (con la mejor de las intenciones) los creyentes y los no creyentes.

    Dicho eso y aunque no lo hayas pedido, yo te daré un consejo, ya que ese consejo (dado por una amiga) me ha funcionado bastante bien.

    Consulta a un psiquiatra, explícale la cosa y pídele que te recete un antidepresivo al estilo Prozac (fluoxetina es el nombre de la droga).

    Tomando el Prozac (o droga equivalente) no dejarás de ser empático con el sufrimiento ajeno (es decir que seguirás siendo buena gente) pero es posible que puedas manejar mucho mejor ese sufrimiento sin que “se te quemen los fusibles” y sin forzarte a autoengañarte con explicaciones de creyentes que "hacen agua por los cuatro costados" (dicho sea esto sin ofender)

    Quizás así, con algo más de paz espiritual, puedas sobrevivir día a día hasta que el panorama lo tengas más claro y puedas asumir con esa paz y en libertad la decisión de qué hacer con tu vida.

    Un saludo

    Jorge Aldao

Permisos de Publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •