PDA

Ver la Versión Completa : ¿Chantaje de las religiones?



Cidiello
22/12/2008, 00:59
Hoy encontré en la portada de la Web este párrafo del Qur’an, Sura 16. La Abeja, 106-107:

Quien reniega de Dios después de haber llegado a creer --y esto, a buen seguro, no incluye a quien lo haga bajo coacción mientras que su corazón permanece fiel a su fe, sino solamente a aquel que voluntariamente abra su pecho a la negación de la verdad--sobre esos recae la condena de Dios, y les aguarda un terrible castigo: y eso porque tienen a esta vida en mayor estima que a la Otra Vida, y porque Dios no concede Su guía a gentes que niegan la verdad

Sentí deseos de comentarlo con vosotros. Como he dicho en algún mensaje anterior, soy ateo y, en su momento, fui creyente cristiano en la religión católica. Esta Sura interpreto que se refiere a personas como yo, que en su momento creyeron y ahora no creen. Aunque sería inexacto, porque creo en otras cosas, aunque lo que no creo es en la existencia de ninguna divinidad o ente superior que da sentido a cualquier religión de las presentes hoy en día, o de las que en un pasado existieron.

No es muy diferente esta Sura a las exigencias impuestas por otras religiones a sus practicantes. También en el cristianismo y sus diferentes doctrinas derivadas se requiere que el creyente acepte la fe, a condición de que obtendrá su recompensa, su salvación o su paraíso. También para quien reniega de la fe se le reserva su condenación. Supongo que en otras religiones, que no conozco, no diferirán mucho en esta cuestión.

Y esta es una de las cuestiones que motivan mi postura atea. Esta Sura y las demás prescripciones similares de otras religiones las concibo como un chantaje, sería como decir: si estás conmigo no tendrás problema, pero si no lo estás o me rechazas atente a las consecuencias. Por lo menos el cristianismo se basa en el amor y supongo (perdonad mi incultura al respecto) que en el Islam también el amor será uno de sus pilares. Y me parece entonces una tremenda contradicción cuando se te está ofreciendo amar a través del miedo, el miedo de sentirse fuera del grupo, de la congregación, sin una guía en que apoyarte, sólo tú ante tu destino, el miedo como sentimiento genuino que surge ante un chantaje (es así como yo lo concibo y percibo, siento poder ofender a alguien, pero si no lo dijese así no sería consecuente conmigo mismo).

Para mí un amor mediado por el miedo no sería un verdadero amor. Para mí el amor exige la existencia de libertad, la posibilidad de elección. Poniendo un símil, consideremos un matrimonio que ha durado muchos años y las cosas, con sus contratiempos, como en todas las parejas, ha funcionado, pero llegaron otros tiempos en que las cosas se torcieron y, supongamos, que la mujer decide dejar ese matrimonio, terminar la relación, porque no encuentra motivos para seguir, porque encuentra otras necesidades, porque si sigue las cosas irán peor para ella y será una desdichada. Un día lo declara a su marido y éste le dice: “si te vas de mí atente a las consecuencias” (en su mente quizás estará el minusvalorar su capacidad de autonomía personal, amargarle la vida o emplear la violencia). En este caso ya sabemos que la mujer no le quiere, pero el marido, con su declaración tampoco quiere a su mujer, porque si la amara desearía lo mejor para ella y en este caso sería satisfacer el deseo de dejarle. La mujer fuera de su marido seguirá siendo la misma persona, tan digna y respetable como antes. El marido, al decir aquello, no estaría diciendo algo diferente a lo que dice esta Sura ante el que se va de la fe porque entiende que esas creencias no tienen que ver con su persona.

Y cuando yo me fui de la religión católica y, a su vez, de todas las religiones, no hice más que un acto de coherencia con mis propias convicciones, con mis creencias, no hice más que ser fiel a mí mismo, elegir lo que consideraba más justo y mejor para mí. Y sintiéndome yo bien mi entorno de alrededor también se sentirá mejor, pues podré aportar lo mejor de mí mismo cuando yo me siento a gusto conmigo mismo.

Dejé tras de mí unas creencias poderosas, de varios milenios de antigüedad, transmitidas a lo largo de generaciones, toda una gran autoridad, pero llegó un momento en que sentía que no pertenecía a ella, ya no estaba subordinado y tomé mi propia decisión. Y creo que sería muy importante generar ese sentimiento de autonomía y de capacidad de decisión en todas las personas, actuar en coherencia respecto a su propia conciencia o convicciones. Contribuiríamos a evitar males en la sociedad como la sumisión, la subordinación o la obediencia ciega. Prevendríamos sucesos atroces ocurridos en la Historia de la Humanidad, hechos horrendos protagonizados por personas que se limitaban a obedecer “órdenes”, todos podemos tener en mente algún ejemplo de masacres, torturas, crímenes de Estado... ejecutados por subordinados de los aparatos gubernamentales de regímenes políticos represores que ha habido a lo largo de toda la Tierra, fuerzas de seguridad, militares, etc. Cuando en alguna ocasión estos militares, esta policía, fueron a dar cuenta a la Justicia de sus crímenes se disculpaban por el hecho de “obedecer órdenes”, por la “obediencia debida”. Cuántos pocos hubo que se negasen a ejecutar el horror que les ordenaban sus superiores. La mayoría, ciegos o instalados en su comodidad o conveniencia, en vez de ver enfrente a personas como ellos veían órdenes, deberes, obligaciones, ideales superiores, el porque así tiene que ser... eran más importantes una serie de abstracciones que las personas, víctimas de la barbarie, que tenían indefensas ante sí. A veces para mí es un misterio la actuación de estas personas que llegaron a cometer esas atrocidades y yo a veces me pregunto ¿qué parte de responsabilidad han tenido en todo ello las religiones? La educación religiosa del creyente, desde su más tierna infancia, cuando es proclive a inculcar o a resaltar los principios de la jerarquía, lo absoluto, la única verdad sin matices, la adhesión incondicional, las propuestas cerradas... ¿no ha tenido nada que ver con todas estas nefastas consecuencias?

Perdonad que me enrolle tanto

Salam

Jorge Aldao
22/12/2008, 03:12
Cidiello… salam….

Vaya temita que agarraste….
Pero me parece que no has hecho una lectura serena del texto de esta sura.

Primero, te aclaro que no soy musulmán y que no tengo ningún conocimiento del Corán.
Y, como tú, aunque formado en una familia católica, estoy cada vez más lejos del catolicismo.
Pero estoy seguro de que Dios, Allah, Yahvé (o la Divinidad que sea) me creó y me dio inteligencia para usarla constantemente y es lo que haré para darte mi opinión sobre el tema.

Me parece que la frase “llave” de esta sura es: “… aquel que voluntariamente abra su pecho a la negación de la verdad…”.

Yo creo que, cuando te volviste ateo, no abriste voluntariamente tu pecho a la negación de la verdad sino que, con ansia, abriste tu pecho para que entre en ese pecho una verdad que sea, "verdaderamente" “LA VERDAD” y que, en apariencia, ya no la encuentras en la fe católica. .
Por ello, en este momento, te defines como ateo.
Pero ese ateismo tuyo no es la consecuencia de que hayas rechazado al Dios de los católicos, a sabiendas de que ese Dios (el Dios Uno y Trino) es el verdadero Dios y negando su divinidad con plena conciencia y deliberado consentimiento.
Y aclaro lo de plena conciencia y deliberado consentimiento porque esas son las condiciones para cometer lo que los católicos llaman un pecado grave y que supone la condenación eterna.

Por otra parte, mira que estas dos frases del Nuevo Catecismo de la Iglesia Católica (plena conciencia y deliberado consentimiento) están diciendo, con otras palabras, lo mismo que dice esta sura del Corán.

1) El Catecismo dice “plena conciencia” (es decir, en este caso, ser plenamente consciente de que Dios existe, de que te ha creado y de que te ama infinitamente y pese a esa plena conciencia, alzarte contra Dios y rechazarlo).
Y el Corán dice “abrir el pecho a la negación de la verdad” (es decir, rechazar a Allah y negar que “No hay mas Dios que Dios”, pese a saber con absoluta seguridad (plena conciencia) que esa es la verdad expresada en la primera frase del Primer Pilar del Islam.
Creo que en este caso son muy parecidos los conceptos del catecismo y esta Sura.

2) El Catecismo dice “deliberado consentimiento” (es decir y en este caso, negar la Divinidad de Dios de manera deliberada y con la plena libertad de hacerlo o no hacerlo, es decir, sin coacción física o moral).Y el Corán dice “voluntariamente” y “sin coacción”.
Me parece que aunque difieran las palabras, el planteo del Catecismo y el planteo de esta sura son también conceptos básicamente iguales.


Es probable que hayas tenido experiencias desafortunadas en el catolicismo y que te hayan tocado sacerdotes que vivían amenazando a todo el mundo con los fuegos del Infierno, con las Espadas de Fuego, con la Condenación Eterna y todas esas cosas.
Y, en ese caso, tienes razón…Es chantaje eso que hacen esos sacerdotes y muchos laicos que pasan su vida aterrorizando a los creyentes con castigos abominables, para que ni se les ocurra usar la cabeza que Dios les dio y los puedan manejar como borregos.

Tu error, posiblemente, fue creer que el Dios Verdadero no era el Dios del Amor de los Cristianos, sino un Dios vengativo que estaba esperando la menor “metida de pata tuya” para mandarte de cabeza al Infierno.
Y, en algún momento, muy razonablemente debes haber pensado: ese Dios retorcido y malvado no puede existir y por ello has abandonado la fe de tu infancia.

Pero creo que no has renegado de Dios voluntariamente sino que sólo has renegado de una imagen falsa de Dios coaccionado por la falsedad de esa idea que te metieron en la cabeza de niño (lo que me parece una saludable medida) y me parece que sigues buscando al Dios Verdadero aunque, por el momento, no creas en Él.

El sólo hecho de que estés en Webislam y que hagas estas preguntas es la prueba más clarita de que no has abierto tu pecho a la negación de la Verdad sino que, por el contrario, la estás buscando con ansia.

Quizás la encuentres en el Dios del Islam o, quizás, después de un tiempo, comiences a buscar la Verdad en otro lugar.

Pero no creo que Dios, sea éste el Dios de tu infancia, sea Alláh, sea Yahvé o se la Divinidad que sea, se molesten por esta búsqueda tuya de la Verdad.

Por el contrario, creo que esa actitud tuya de buscar (con coraje y sin cesar) la verdad debe agradar mucho a Dios.

Y si te agarra la muerte sin haber encontrado al verdadero Dios no creo que eso sea motivo de condenación.
El verdadero Dios no es un Dios “exitista” que sólo premia resultados.

Pienso que al verdadero Dios sólo le importa que lo busques.

Ese verdadero Dios tiene toda la eternidad para encontrarte y no tiene ningún apuro.

Un saludo

Jorge Aldao

cynara
22/12/2008, 09:57
Cidiello, primero decirte que se nota que el tema te preocupa y que tienes buen corazón.

Creo que Jorge te ha respondido muy bien, solo agregaría que te has olvidado de una aspecto importante, tu fe, tu respuesta, hace que Dios te guíe, y vaya aumentando tu fe, en ese caso jamas podrías verlo como un chantaje.

Yo también he dejado la religión de mi niñez, pero por otros motivos, nunca lo vi así.

Sabes? Quizás hace mucho tiempo que estás buscando, quiera Dios que encuentres esa verdad.

Salams

NurSab
22/12/2008, 12:03
Dios te bendiga, Cidiello!!

Para mí un amor mediado por el miedo no sería un verdadero amor. Para mí el amor exige la existencia de libertad, la posibilidad de elección.

Estoy totalmente de acuerdo contigo. Por eso Dios no te "exige", te da la libertad de escoger amarlo con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con todas tus fuerzas (Deuteronomio 6:5).Dios no impone nada a nadie, nos dio libre albedrío para poder elegir.
El amar a Dios no tiene "condiciones", tiene "privilegios". Privilegios que se les añade a aquellos que le aman como algo natural, no como "premio".
Dios hace un pacto con nosotros, cuando nosotros decidimos amarlo y seguirle. Él promete estar con nosotros en todo momento, aún cuando pasemos por pruebas y dificultades (necesarias para nuestro crecimiento y madurez).
De igual manera que nuestros padres nos ponen normas en los hogares, nosotros las obedecemos por amor a ellos, para que haya una convivencia y comunión en armonía y fluida (a pesar de que ellos son imperfectos y no son muchas veces justos, al contrario que Dios, que si es Justo y Perfecto). Aquellos que se revelan a esas normas tienen sus consecuencias, como algo natural.

Tal vez, el error está en pensar que nosotros hemos creado a Dios y no, que nosotros hemos sido creados por Dios y para Dios.

"Yo deshice como una nube tus rebeliones, y como niebla tus pecados; vuélvete a mí, porque yo te redimí" (Isaías 44:22).
"Yo soy el Señor, y ninguno más hay; no hay Dios fuera de mí. Yo te ceñiré, aunque tú no me conociste, para que se sepa desde el nacimiento del sol, y hasta donde se pone, que no hay más que yo; yo el Señor, y ninguno hay más que yo, que formo la luz y creo las tinieblas, que hago la paz y creo la adversidad. Yo el Señor soy el que hago todo esto" (Isaías 45:5-7)
"Rociad, cielos, de arriba, y las nubes destilen la justicia; ábrase la tierra, y prodúzcanse la salvación y la justicia; háganse brotar juntamente. Yo el Señor lo he creado.
"¡Ay del que pleitea con su Hacedor! ¡el tiesto con los tiestos de la tierra! ¿Dirá el barro al que lo labra: ¿Qué haces?; o tu obra: No tiene manos? ¡Ay del que dice al padre: ¿Por qué me engendraste? y a la mujer: ¿Por qué diste a luz?!" (Isaías 45:8-10)
"Porque así dijo el Señor, que creó los cielos; Él es Dios, el que formó la tierra, el que la hizo y la compuso; no la creó en vano, para que fuese habitada la creó: Yo soy el Señor, y no hay otro" (Isaías 45:18).

Considera ahora el siguiente relato, que ilustra el amor de Dios por nosotros:

Había un padre que tenía dos hijos. El mayor era un joven hacendoso y fiel, que trabajaba en los campos de su padre sin quejas ni rezongos. Pero el menor era diferente. Le gustaba divertirse, y a medida que iba creciendo no sólo resultó perezoso sino también malo. Desarrolló malos hábitos: bebía en exceso y derrochaba el dinero. Se convirtió en causa de vergüenza para su padre.
Un día se cansó de que constantemente le estuvieran diciendo que trabajara, así que le reclamó a su padre parte de la herencia que le correspondía. El padre le dio el dinero y el hijo partió hacia la gran ciudad, pero no para invertir sabiamente el dinero, sino para malgastarlo con malas compañías. Lo gastó en bebidas, juego y mujeres. Al poco tiempo se quedó sin dinero y, por supuesto, sin amigos, ya que aquellos a quienes consideraba amigos resultaron ser sólo amigos de su dinero.
Una sequía asoló aquel país durante ese tiempo y jubo poca comida y poco trabajo. El joven comenzó a parar hambre. Sus finas prendas de vestir se convirtieron en harapos sucios. Finalmente, consiguió un trabajo alimentando los cerdos de un hacendado. Tenía tanta hambre que deseaba alimentarse con la comida que daba a los cerdos.
Las punzadas que el hambre le causaba se fueron haciendo más fuertes. Se sentía miserable. Finalmente el joven volvió en sí cuando se dio cuenta que aun los jornaleros que trabajaban en el campo de su padre estaban mejor que él. Pero también se dio cuenta de que había pecado contra su padre.
La Biblia cuenta que: "Volviendo en sí, dijo: ¿Cuántos jornaleros en casa de mi padre tienen abundancia de pan, y yo aquí perezco de hambre? Me levantaré e iré a mi padre, y le diré: Padre, he pecado contra el cielo y contra ti. Ya no soy digno de ser llamado hijo; hazme como a uno de tus jornaleros. Y levantándose, vino a su padre" (Lucas 15:17-20)
Al acercarse a su casa vio una figura en pie junto al portón y se dio cuenta de que el mismo no estaba cerrado, sino abierto. A medida que se aproximaba se dio cuenta de que esa persona era su padre y que estaba mirando el camino en dirección suya. Su padre finalmente lo vio y corrió, y se echó sobre el cuello, y le besó".
El hijo comenzó a hablar. "Padre, padre, he pecado de tal manera contra Dios y contra ti que ya no soy digno de ser tratado como hijo tuyo. ¿Podrías, por favor, tomarme como jornalero?
Pero parecía como si en su alegría el padre casi ni hubiese oído al hijo. "¡Criados", gritó. "¡Criados, vengan aquí inmediatamente; traigan la mejor túnica que tenemos y póngansela a este muchacho! Traigan sandalias. Y traigan también el anillo de la familia para colocárselo en su dedo. Preparen comida como para una gran fiesta - la fiesta más grande que hayamos tenido. ¡Miren qué ha sucedido! Mi muchacho, mi hijo precioso, estaba muerto, pero ha revivido. ¡Ha vuelto a mí! ¡Está aquí! ¡Regocijémonos y celebremos!".
Fue así que el hijo extraviado no fue castigado, ni reprendido, ni rechazado. La puerta estaba abierta, no cerrada. El padre estaba alborozado, no enojado. El hijo fue tratado como hijo, no como jornalero o criminal.

Dios no ha hecho con nosotros conforme a nuestras faltas, ni nos ha pagado conforme a nuestros pecados. Porque como la altura de los cielos sobre la tierra, engrandeció su misericordia sobre los que le temen (respetan o reverencian). Cuanto está lejos el oriente del occidente, hizo alejar de nosotros nuestras rebeliones. Como el padre se compadece de los hijos, se compadece el Señor de los que le temen (reverencian o respetan) Salmo 103:10-13.

Dios te ama y no quiere tu castigo.

Que la paz de Dios esté sobre ti, un abrazo.

maria
22/12/2008, 12:32
Creo que Jorge Aldao lo ha "clavao":D

“… aquel que voluntariamente abra su pecho a la negación de la verdad…”
No se trata de no creer sino de negar, con tu proceder, lo que sabes que es cierto.

ya-sin
22/12/2008, 16:52
Salam

Un especial saludo a jorge aldao .

Solo añadir que , analizando las circunstancias y causas de la revelacion de la aleya, se acerca mas a su significado. si se vuelve a al aleya anterior ; habla de la prohibicion de la mentira : (Sólo los que no creen en los signos de Allah inventan mentiras. Ellos son los mentirosos.) 16 :105.

La aleya que sigue : la 106 , es la exepcion, quiere decir que en casos ,se puede mentir para salvarse, a condicion de guardar intacta la fe :

La revelacion es en el periodo mekense, cuando los compañeros del profeta tenian que soportar toda clase de torturas con el fin de hacerles regresar en sus fe, ya que la nueva religion iva en contra de los intereses de los faraones de coreich, algunos tenian tanta fe que preferian morir en tortura y no regresar en sus fe(la familia yaser por ejemplo,o bilal el esclavo negro…) pero algunos no podian soportar, y tenian que sucumbir bajo tortura , a estos , dios les estaba tranquilizando ; pero en el mismo tiempo amenazando a otros que tenian que regresar en sus fe solamente porque el islam impide algunas cosas que eran de intere para ellos :

Narro el hijo de ammar que los asociadores que torturaron a su padre ammar bnu yasir llegaron hasta el limite que, cedio ,y declaro regresar en su fe, le conto lo que paso al profeta, le respondio el profeta sws : « como encuentras a tu corazon », dijo : « permaneze fiel a su fe », le dijo el profeta : « si vuelven , vuelve ».
(hadith autentizado por el albani)

En resumen, la fe musulmana es un pacto entre el ciervo y su creador , es la gran responsabilidad « la amana » , cuando el uno se entera de la verdad , no renuncia a ella por ningun precio , salvo si su vida se ve en peligro, puede en este caso fingir para salvarla, pero si resiste seria mejor, daria ejemplo, al final todo es examen :


(Seréis, ciertamente, probados en vuestros bienes y en vuestras personas; y, ciertamente, oiréis muchas cosas ofensivas de parte de aquellos que han recibido la revelación antes que vosotros, y también de aquellos que atribuyen divinidad a otros seres junto con Dios. Pero si sois pacientes en la adversidad y sois conscientes de Dios --esto es, ciertamente, algo decisivo que requiere la mayor firmeza.) 3:186.

Badr
22/12/2008, 22:48
Creo que hay dos cuestiones

Una es qué se entiende por Dios. Si por Dios se entiende a un señor que se cabrea, que tiene mucho poder y por lo tanto abusa de él,pero que si nos plegamos y sabemos bailarle el agua nos enchufará... En fin un dios que es una creación humana...

La otra cuestión es, que se entiende por creer. ¿Creer es decir tengo miedo y como tengo miedo me invento algo que me lo quite, y que si hago tal y cual rito o pamema ya no tengo que temer nada?
Se parece a un contrato de compraventa ... de un esclavo, que es uno mismo...

Creo que eso nos lo hemos planteado todos.

Lo que Dios nos revela, en el honrado Alcorán en concreto, más bien es otra cosa: Tenemos que ir más allá del miedo a lo desconocido, tenemos que liberarnos del miedo y saber que, pase lo que pase no pasa sino lo que debe pasar. Digamos que eso o ése que hace que pase lo que debe pasar es Dios y sí oye, habla y responde. Creo que es ahí donde interviene la fé. Y sinceramente, yo creo que todo el mundo cree y tiene fé de una manera o de otra. Nadie cree que nada tenga sentido. Nadie no cree absolutamente en nada, excepto el que niega todo aquello que pudiera salirle de dentro y se cierra en sí mismo para ser un agujero negro.

El honrado Alcorán habla de la fitra humana. La fitra incluye la fe. ¿Quien no cree en algo que conocemos como verdad o como la justicia? Eso no hay que meterlo en la mente y el corazón humano si queremos que esté en alguien, sencillamente no lo sacamos, porque la única manera de que no esté en el ser humano es sacarlo. Todo ser humano entiende que esas son cosas que le trascienden y por lo tanto a las que entiende que él,
si obra rectamente, está supeditado. Todos adoramos a Dios, porque Dios es la verdad y la justicia, esos nombres son suyos, no son conceptos inventados, esos están en cada ser. Lo que nos ha imbuido de ese sentir, de esa conciencia, es lo que en última instancia se nos aparecerá en toda su magnificencia y belleza si abrimos tanto el alma y los ojos a la verdad, a la justicia, al amor y si nos abrimos nosotros mismos de tal forma que todo lo que veamos y sintamos sean los nombres de Dios. Esos los conocemos todos, también los que se llaman ateos, y la fé vendrá dada por la medida en que en abstracción de todo lo demás vivamos esos nombres.

Los nombres de Dios son una de los medios humanos de comprensión más poderosos que existen para sostener
el amor a Dios y la fe en Él.


Salaam

Cidiello
23/12/2008, 12:46
Hay creyentes, de cualquier religión, que consideran a personas como yo como si estuviéramos perdidos, en búsqueda de la Verdad identificada con un Dios. ¿Admitirían, como posibilidad, que ellos podrían estar un poco más perdidos que personas como yo? Se me ocurre el símil de un niño con su madre, para él no hay otro mundo mejor, pero cuando crece y se hace adolescente se le abre un mundo con múltiples posibilidades. ¿No cabría pensar que las religiones son la infancia de la evolución humana? Estos creyentes se sienten protegidos, seguros, es una posición más fácil, la mía es como caminar en una cuerda floja de incertidumbres, da un poco o un mucho de vértigo, pero ¿cuál podemos asegurar que es la posición más acertada?, ¿no es necesaria la incertidumbre como paso previo al conocimiento?

Hasta hace poco me definía como agnóstico, desde una discusión al respecto con una amiga, que decía que no le gustaba andar con rodeos y prefería llamar a las cosas por su nombre, prefiero llamarme ateo. Desde mi anterior agnosticismo y mi actual posición estimo que si Dios fuese posible éste aún no se ha predicado por ningún pueblo de la humanidad a lo largo de su historia. Todos los dioses habidos comparten una característica común, su antropomorfismo, están hechos a imagen y semejanza del ser humano y esta particularidad los invalida para ser el Dios de todo el Cosmos. La dimensión y la naturaleza real del Universo no se percibe por la humanidad hasta hace muy pocos siglos. Los demás astros eran como algo accesorio en un Universo donde el centro era la Tierra. Sólo en los tres últimos siglos se percibe que la Tierra no ocupa ese lugar privilegiado y en él último siglo se sabe que la Tierra ocupa un lugar insignificante, queda relegada a una posición aún más ínfima que la que pueda ocupar un grano de arena en la inmensidad de todas las playas y desiertos unidos de la Tierra. Stephen Hawking quizás sea una de las mentes humanas que a lo largo de la historia más haya profundizado en la comprensión de la estructura del Universo, alguna vez dijo que cuanto más avanzaba en la comprensión del Universo más incomprensible encontraba la existencia de un Dios.

Hay que tener en cuenta que los dioses de la humanidad son todos, incluso los más importantes, anteriores a la moderna visión cosmológica del ser humano, surgieron en una época dominada por una visión primitiva, más bien mágica de la realidad, donde nuestra posición real en el Cosmos era insospechada. Y no sólo nuestra posición en el Cosmos sino nuestra posición dentro de la vida en la Tierra. Hace poco más de un siglo se empieza a descubrir que somos simplemente el eslabón final de una cadena vital, donde el azar en la evolución y especiales circunstancias geológicas posibilitaron nuestra existencia.

Ante la visión de ese mundo primitivo y mágico no es extraño que la representación de sus dioses fuese antropomórfica, seres superiores hechos a su imagen y semejanza, que gobiernan el Cosmos a semejanza del gobierno de los seres humanos, dioses con atributos, necesidades y sentimientos humanos. Pero el devenir del conocimiento humano sobre el Cosmos ha desbordado el hieratismo y la inmutabilidad de los dioses. Y ese conocimiento deja paradojas que ponen al borde del abismo la propia subsistencia de esas divinidades precientíficas. Se abren múltiples interrogantes que las religiones, ancladas en milenios atrás, ni siquiera se han parado a tratar.

Sin realizar aún una comprobación directa, casi podríamos asegurar con toda certeza que en el Universo no estamos solos. Junto a otros soles, cuya cifra total contiene un número de ceros de vértigo, ha debido surgir también la vida y en algún sitio tiene que haber también seres pensantes, que igual se hacen estas mismas preguntas o que están incluso en otras etapas más avanzadas en su conocimiento. Seres que quizás, por una evolución azarosa y unas circunstancias ambientales distintas, tienen otros aspectos distintos a la típica morfología terráquea de la inteligencia: simetría bilateral, visión binocular y espina dorsal, quizás también otra química donde los elementos C-H-N-O pueden poseer otras combinaciones.

Se plantean cuestiones: cuáles son los dioses de esos seres inteligentes de aspecto diferente al nuestro, o si han tenido su propia versión de Mahoma, Jesús, Buda... Sin ir tan lejos, en nuestra Tierra hubo un ser con inteligencia comparable a la nuestra y que también veneraba a sus muertos, debía de tener una idea de la transcendencia, el llamado neandertal, dónde quedaron sus dioses y sus profetas y qué redención hay para este ser consciente, diferente, pero en esencia muy parecido y que habitó entre nosotros.

Para mí, si existiera Dios, a la luz de todos los conocimientos que tenemos, habría que reinventarlo o redescubrirlo. Si existe Dios, aún no se ha predicado por el ser humano. En el estado de cosas actual sólo sería para mí admisible un Dios del conocimiento, un Dios despojado de atributos humanos, no antropomórfico, sin voluntad ni sentimientos propios, debería de ser más bien algo así como una razón lógica, una piedra filosofal que diera la razón última al Universo mismo, que existe sin ser consciente de su existencia, inmaterial, intemporal, que no produce ni origina nada de sí, sólo se limita a estar como una idea que, quizás, algún día, alguna inteligencia fuera capaz de atisbar o percibirla. He dado la descripción de lo que podría admitir como Dios, hasta ahora nada así ha existido en la humanidad. Quizás lo que más se le pueda aproximar sea el budismo, donde tampoco existe Dios sino el objetivo de alcanzar un estado de consciencia integrada con el Cosmos y que propicia su propio entendimiento, quizás lo que llaman el Nirvana, no sé si hay por aquí algún budista, si acabo de decir algún disparate que me perdone.

Algunos confiarán en que con el tiempo volveré a creer... La trampa de la adolescencia es que ya no hay posibilidad de retorno a la niñez que nunca volverá.

Salam

Badr
23/12/2008, 14:57
No reconozco en nada de lo que dices, al Dios que habla en el honrado Alcorán. No me extraña que seas ateo, si Dios es todo eso que has puesto.

Salaam

brisam
23/12/2008, 15:15
Creo que teneis razón la clave está en "los que voluntariamente abren su pecho a la negacióndela verdad". El Corán nos está hablando de Kafirun.
Para entender mejor este concepto quizás sea bueno mirar este debate.


http://foro.webislam.com/showthread.php?p=1429#post1429

elamale
23/12/2008, 18:13
salam aleikum:
voy a intentar ser breve,aunque no sera muy facil.
no soy ningun experto en materia,pero te respondere segun mi propio criterio.
primero desde el punto de vista del creyente,la aleya al que haces referencia no es un chantaje sino mas bien un recordatorio un aviso y una afirmacion ante nada,¿pq? pues ahi reside la funcion del coran,aunque nosotros creemos en dios,y tenemos fe en el,deberiamos mantener esta fe y trabajarla,tu sabes por ejemplo que el hecho de estar ocupado en el trabajo o con los niños etc etc...puede hacernos olvidar la unicidad,que aunque creemos intelecualmente en la unicidad de dios,deberiamos vivir en funcion de eso,y para conseguirlo,el meditar el coran el hacer la salat el ayuno del ramadan,todo esto nos ayuda para mantener esta fe y incrementarla,claro que si no crees en dios o si crees que este dios no es verdadero,entonces entenderia que lo calificas de chantaje,lo mismo haria yo,pero una ves que crees en este dios,lo que nos queda despues es obedecer sus ordenes.
pero ¿pq los musulmanes pensamos que deberiamos obedecer sus ordenes?pq tenemos fe en que alli esta nuestra felicidad,y en que el modo de vida que dios elejio para nosotros es el modo innato y correcto que nos llevara a la plenitud y a la realizacion completa de nuestro ser ya que creemos en que el nos creo y que el nos conoce mejor que a nosotros mismos,asi de simple.
ahora en tu segundo mensaje dices que te defines como ateo,pero tambien has dicho otras cosas con las cuales estoy deacuerdo contiguo,pero solo en parte,es verdad que no podemos conocer a dios del todo,primero pq somos creaturas suyas,(la mesa no puede saber la naturaleza del que la hizo),pero creo que si dios existiera no se quedara quieto,mandara a mensajeros que llamen a la gente para su propio bien.y analizando la coherencia de los mensajes se puede saber cuales el verdadero camino a seguir que para esto estamos dotados de inteligencia,en fin ,groso modo cuando el mensaje llega a su destinatario encaja perfectamente,y eso uno no lo puede saber sino por su propia experiencia,no hay que fiarse de nadie,hay que comprobar las cosas uno mismo.(esto muy importante)
lo que te recomendaria es leer un poco sobre la metafisica en el islam,ya que te gusta profundizar,y eso esta bien,y saber como muhammad (PB) nos hablo sobre dios.
te voy a dejar una aleya del coran donde dios se define a si mismo de esta forma:

“Allah es la Luz de los cielos y la tierra. Su luz es comparable a una hornacilla, en la que hay un pabilo encendido. El pabilo está en un recipiente de vidrio, que es como si fuera una estrella fulgurante. Se enciende de un árbol bendito, que no es de Oriente ni Occidente, y cuyo aceite casi alumbra sin haber sido tocado por el fuego. ¡Luz sobre Luz! Allah dirige hacia su Luz a quien El quiere….”

amr
23/12/2008, 18:57
Un creyente, a secas, sin colocarle una etiqueta, es verdad que sí está condicionado por su forma de comprender su relación con Dios. Si basa esta relación en el seno de una comunidad podrá ahondar en los aspectos que se le escapan si profesa solo. También se carga de emociones ajenas que fluyen en todas direcciones,que flotan en el aire, y tendrá que gastar más esfuerzos en centrarse en la adoración del Dios que lo abarca todo y no se le puede tocar. En este sentido la religión sirve a cada creyente para dotarsre de un marco de referencia que emana información. El acto de fe se refuerza, se debilita,sufre vaivenes, en una palabra, oscila asociado a un estado interior anímico, pero no es ese estado. Puede no oscilar, mantenerse independiente del propio estado que pruduce en él el mundo que le rodea, un estado de fe inquebrantable, una convicción que no tiene fisuras, de esta pasta no estamos hechos ciertamente la mayoria de creyentes, cuanto más, figúrate los que se cuestionan el sólo hecho de creer.
Pero una cosa muy distinta, del todo opuesta al no creyente, es quien basa su ser en la negación dirigida a vaciar en los corazones de los creyentes, de la gente, la sola idea del bien eterno, l justicia más allá de toda esperanza vácua, el derecho a la retribución del día del juicio, a doblegar anhelos por tentáculos hedonistas, a que nos cuenten el mal que los hombres causan en el mundo que les ha sido dado.
Creencia por obligación nunca, sólo Allah subhana wa ta'la guía a quien El quiere. El Corán está ahí, el Islam está ahí, y una cascada debajo de nuestros pies. Creo, aunque me cuesta, pero no lo hago por complaceros, creo por la vía del conocimiento, porque es más lógico que Dios existe y dirige nuestro camino, porque no éramos en el momento de nuestra disposición a recibirlo, te abres a la gracia dispensada por el Más Misericordioso.

En el Nombre de Dios, el Más Misericordioso, el Dispensador de Gracia
Toda alabanza pertenece sólo a Dios, el Sustentador de todos los mundos, el Más Misericordioso, el Dispensador de Gracia, ¡Señor del Día del Juicio! A Ti sólo adoramos; sólo en Ti buscamos ayuda. Guíanos por el camino recto –el camino de aquellos sobre los que has derramado Tus bendiciones,no el de aquellos que han sido condenados, ni el de aquellos que andan extraviados!

ya-sin
23/12/2008, 19:12
la mía es como caminar en una cuerda floja de incertidumbres, da un poco o un mucho de vértigo

( Quien somete su ser por entero a Dios, y además hace el bien, se ha asido en verdad del soporte más firme: y a Dios se remite el desenlace de todos los asuntos.)31:22

(..Ahora la guía recta se distingue claramente del extravío: por eso, quien rechaza a los poderes del maly cree en Dios, ciertamente se ha aferrado al soporte más firme, al que nunca cede: pues Dios todo lo oye, es omnisciente.)2:256

maria
24/12/2008, 11:55
Desde mi anterior agnosticismo y mi actual posición estimo que si Dios fuese posible éste aún no se ha predicado por ningún pueblo de la humanidad a lo largo de su historia. Todos los dioses habidos comparten una característica común, su antropomorfismo, están hechos a imagen y semejanza del ser humano y esta particularidad los invalida para ser el Dios de todo el Cosmos.Una vez leí, creo que fue en el anterior foro, acerca de los "ateos islámicos". Es decir, los que se declaraban ateos respecto del islam. Su postura era mucho más, como decirlo, humilde; también realista. Ellos se decalran no creyentes de lo que conocen: el islam.
La postura de: no creo en lo que me han contado, en lo que conozco, por lo tanto no creo en nada; no me parece muy acertada.

En tu explicación anterior hay un claro ejemplo de lo que digo: Nos hablas de un Dios antropomorfico, a imagen y semajanza del hombre y no hay concepción más ajena a la cosmovisión del islam.
El Corán tiene una sura (capítulo) en la que nos habla de la naturaleza de Dios. Se trata de Al ijlas (la sinceridad pura):

"Con el nombre de Dios el clemente, el misericordioso.
Di: Él es Allah Único,
Allah el Irreductible (as-samad),
no ha engendrado ni ha sido engendrado,
y no hay nada que se le parezca."
El término as-samad, solo aparece una vez en el Corán y solo se aplica a Allah. Comprende los conceptos de eterno e independiente, causa y motor de todo cuanto existe y de todo lo que el hombre puede concebir. Así pues, nuestra existencia y la de todo lo que percibimos o imaginamos no tiene sentido fuera de esta realidad.
No ha engendrado ni ha sido engendrado. No tiene descendencia, nosotros no somos Su descendencia, ni Su prolongación ni nada que El necesitase para su realización. No tiene origen y por tanto no tiene fin. Es absoluto.
Y no hay nada que se le parezca. No hemos sido creados a su imagen, ni puede ser una imagen que proyectemos, es inimaginable e inabarcable. http://www.webislam.com/?idt=10674

ya-sin
24/12/2008, 14:56
(Ninguna visión humana puede abarcarle, mientras que Él abarca toda visión humana: pues Él es inescrutable, consciente de todo) 6:103


(Él es el Primero y el Último, el Externo y el Interno: y tiene pleno conocimiento de todo.)57:3

aliyasin
24/12/2008, 19:50
¿No cabría pensar que las religiones son la infancia de la evolución humana?
...
Stephen Hawking quizás sea una de las mentes humanas que a lo largo de la historia más haya profundizado en la comprensión de la estructura del Universo, alguna vez dijo que cuanto más avanzaba en la comprensión del Universo más incomprensible encontraba la existencia de un Dios.
...
Ante la visión de ese mundo primitivo y mágico no es extraño que la representación de sus dioses fuese antropomórfica...


brr, as salam alaykum,

Antes que nada señalarte que no se trata de chantaje. Imáginate que ves a alguien subido a la rama de un árbol mientras están cortando el tronco con una sierra y le dices: "¡Cuidado, si no te bajas te vas a hacer mucho daño!" Si esa persona no ve la situación con objetividad, se enfadará fácilmente y alegará que la dejes en paz y que te guardes tus amenazas. Otro ejemplo es que le digas a alguien que no sabe de matemáticas que "2 y 2 son 4" y te responderá, después de atravesarte con la mirada: "¡No trates de confundirme!" Así que muchas de esas afirmaciones van en el sentido no de meter miedo, sino de ser conscientes de que nuestras acciones tienen consecuencias, que si nos saltamos un stop todos los días tarde o temprano tendremos un accidente, y además no podremos alegar que no lo sabíamos. Sin embargo lo que te han apuntado por aquí es una aclaración bastante buena, pues según conocemos en el Islam Dios no te juzgará sino en función de lo que haya puesto en ti, y la advertencia es sobre todo para aquellos que les ha llegado la certeza, pero que a pesar de eso insisten en negarla (por sacar en ello alguna ventaja material, por ejemplo). En mi opinión, si te han colocado el "paquete" del dogma católico y has dicho que no gracias, que no crees en ello y que la fe ciega no es lo tuyo, no estás en ningún problema (desde el punto de vista católico sí, pues creen que sólo te puedes salvar creyendo lo que ellos creen), tan sólo estás señalando que ese camino no es el tuyo. Los caminos para descubrir la verdad son tan numerosos como los seres humanos.

Estos problemas de los que hablas son por entero occidentales, dado que la religión cristiana se sustenta sobre la fe ciega. Sin embargo eso es una peculiaridad específica de esa religión, que afortunadamente no comparte con el resto de caminos. En el Islam la fe ciega es la infancia, mientras se incentiva la búsqueda de la madurez en la certeza. "¡Y adorad a Dios hasta que os conceda la certeza!". Sin embargo, el hombre tiende a inventar y a dejarse llevar por sus fantasías, manipulando la visión de realidad para ajustarla a sus intereses personales: eso es lo que llamaríamos ideología. La religión que es una construcción humana es eso, una ideología, que nace en este mundo para este mundo: como aquel que ayuna y vive con lo justo, pero no por contentamiento, sino alentado por su avaricia y el deseo de acumular más riquezas. Buscar este bajo mundo con excusas religiosas es bastante peligroso, por ejemplo Max Weber señalaba que esa actitud de los puritanos había ayudado a la acumulación del capital de la incipiente burguesía de Holanda e Inglaterra que dio inicio al capitalismo que conocemos, que lleva camino de tragarse con su materialismo cualquier rastro de espiritualidad... pero esto ya es otro tema.

La paradoja de este mundo es que cuanto más se muestra Dios más se oculta. En toda la creación está el sello del Creador, por eso desde la cosmovisión tradicional musulmana no hay ningún problema en investigar el modo en el que el universo está organizado, mientras se es consciente que todo lo que vemos es accidental, lo que llamaban los antiguos "causas secundarias" (en contraposición a la causa primera, que es la voluntad divina). La pega, es que esa investigación es semejante a pelar una cebolla, que detrás de una piel hay otra piel y al final no hay nada... La enseñanza que encierran ciencias islámicas como el tasawwuf es aquella que señala que el hombre en sí mismo es un microcosmos, la totalidad del universo está reflejado en el ser humano, por lo que conocerse a sí mismo es el medio más efectivo para conocer la realidad: "Quien se conoce a sí mismo conoce a su Creador". Pero para ello hay que superar la naturaleza animal, y todas las religiones que se precian (que tienen un origen celestial auténtico) ofrecen medios para que el hombre pueda realizar ese viaje hacia sí mismo.

En cuanto a los antiguos, es conveniente tener en consideración que el ser humano semejante a nosotros lleva cosa de 50 mil años sobre la tierra, y es bastante presuntuoso el pretender que los que nos precedieron eran más tontos que nosotros. Apunto que los lenguajes mitológicos describen la misma realidad, pero con otras palabras, puesto que el ser humano es el mismo. Por tanto se trata de cosas incomprensibles dado que las palabras han perdido contacto con aquello que significaba, pero en el fondo señalaban al mismo lugar. Según la tradición de los sabios musulmanes, se habla de un gran número de adanes que nos han precedido (que vivían más años, eran más grandes y tenían más hijos...). Como se repite con insistencia en la revelación, la extinción ha sido siempre a consecuencia de los propios actos de los seres humanos, en el momento en que éstos renuncian a cualquier aspiración espiritual para trabajar exclusivamente por y para su naturaleza animal. Si esa fuera la misión del hombre, no se nos habría concedido inteligencia.

Pero en fin, parece que hoy tenía un rato libre :o

Salama

Caminaensueños
28/12/2008, 19:36
[QUOTE=Cidiello;5891]Hoy encontré en la portada de la Web este párrafo del Qur’an, Sura 16. La Abeja, 106-107:

Quien reniega de Dios después de haber llegado a creer --y esto, a buen seguro, no incluye a quien lo haga bajo coacción mientras que su corazón permanece fiel a su fe, sino solamente a aquel que voluntariamente abra su pecho a la negación de la verdad--sobre esos recae la condena de Dios, y les aguarda un terrible castigo: y eso porque tienen a esta vida en mayor estima que a la Otra Vida, y porque Dios no concede Su guía a gentes que niegan la verdad

Si amamos esta vida más que la Otra Vida, no nos enfrentaremos a las injusticias, a las mentiras, a la codicia, a la arrogancia de los poderosos, a los desvarios de los "sabios", TEMEREMOS A LOS HOMBRES. Basta mirar en torno un poco y atreverse a decir la verdad y luchar por la dignidad humana para ser perseguidos y estigmatizados, si no me crees inténtalo, no te hablo de fé o de discursos religiosos, te hablo de hechos cotidianos. Si tememos a Dios nos guiara y si morimos seremos recompensados por nuestro valor y nuestra fidelidad a nuestro pacto de fe.

Yo lo llamo Libertad. A temer a los hombres lo llamo Esclavitud.

Y esto es aplicable a cristianos y musulmanes. Esta escrito en el Evangelio y en el Corán. "Entre todo hombre y su Corán esta el Espíritu", consideralo a la hora de recitar el Corán. Nosotros solo podemos compartir contigo lo que hemos visto y sentido.

A la Paz de Dios o un abrazo.

lubna
29/12/2008, 15:30
no creo que haya que tomarse las cosas como una amenaza, sino lo que es: un aviso tanto de lo bueno como de lo malo. y deberíamos de estar agradecidos de todo este conocimiento en vez de hacer como que no sabemos.
y sobre todo no quedarte con que si hago esto pasa lo otro, no hay nada definitivo porque sobre todo lo más repetido por todo el corán es lo clemente y misericordioso que es dios, y sólo el sabe lo que pasará. estamos a su merced y yo por lo menos me encuentro tranquila.

Abd al-Rahman
29/12/2008, 20:23
Salam
Algo similar de lo que decían por aqui me pasó a mi poco después de abrazar el islam. Veía a Dios como un ser vengativo y justiciero que había llenado el mundo de tentaciones para hacer caer en ellas a la gente. Asimismo no dejaba de pensar que Dios solo se fijaba en mis errores mientras que apenas se fijaba cuando hacía algo bien. Poco a poco comencé a darme cuenta de que yo no veía a Dios como realmente es sino que me centraba en una imagen errónea que había creado yo mismo.
Te voy a dar mi opinión sobre la sura que has puesto. Como se puede ver nos habla de la apostasía o abanono de a fe y sobre el castigo que les aguarda a aquellas personas que reniegan de su credo. Como se dice al final del párrafo éste castigo se reserva para aquellos que se aferran a la vida terrena, es decir, a lo material,y por lo tanto va unido a cosas como la avaricia, la codicia, las mentiras y en general a todo aquello que corrompe el mundo, lo cual ya al comienzo de la sura 2 del corán vemos que no ha de hacerse:


Sura Al- baqarah:
11) Y cuando se les dice: "No sembréis la corrupción en la tierra," contestan: "¡Sólo estamos mejorando las cosas!"
(12) ¡En verdad, ellos son los corruptores ‑-pero no se dan cuenta!

En realidad estos dos versículos no son muy apropiados para este caso pero tan solo quería dar un ejemplo de la prohibición de corromper las cosas. Dejándote un ejemplo de por que la apostasía es un pecado grave( dejo claro que no pretendo atacar ni ofender a nadie con este ejemplo, tan solo lo uso para ilustrar mejor mi teoría) lo podríamos comparar a un niño al que le piden que haga algo pero a los poco minutos olvida lo que le han pedido. Así es la apostasía, solo puede estar fundada en una fe que no es lo suficientemente fuerte.
Yo creo que esta es la razón por la que es tan grave, no por que se reniegue sino por que la fe es débil y una fe debilitada no espera nada ni de Dios ni de la religión que se ha adoptado. Por último debo decir que estoy de acuerdo con lubna. No hay ninguna amenza ni ningún chantaje, solo se anuncia lo que le espera en la otra vida a un determinado grupo de personas.

Badr
29/12/2008, 23:17
Esa aleya no habla de apostasía, habla de traición. De pasarse al enemigo en medio de la guerra y traicionar a quienes prometiste lealtad. Un apóstata no necesariamente traiciona a sus correligionarios o se vuelve contra ellos si están en medio de una guerra.

Sensat
05/01/2009, 18:53
Esa aleya no habla de apostasía, habla de traición. De pasarse al enemigo en medio de la guerra y traicionar a quienes prometiste lealtad. Un apóstata no necesariamente traiciona a sus correligionarios o se vuelve contra ellos si están en medio de una guerra.

Con su permiso, amiga badr, pienso que, seguimos mirándonos el ombligo; usted, yo, todos. Analizamos, creamos juicios, opiniones, señalamos defectos (siempre hacia fuera, en dirección al otro) Y NOS OLVIDAMOS DE LO ESENCIAL.

.- Todo lo que se impone, aunque sea bueno, acaba generando resistencia y causa más mal que bien.
.- Lo único que debería ser impuesto es la obligatoriedad de no causar daño al prójimo, ni a su persona, ni a su familia, ni a sus bienes honrradamente ganados.
.- Las creencias son cosa de cada cual, y todo el mundo debería ser libre para creer en lo que le de la real gana y sin sentirse amenazado por ello.
.- Un apostata tiene todo el derecho del mundo a serlo, la traición es otra cosa porque implica causar daño a las personas.
.- Los tribunales civiles están para algo, luego en un sistema civilizado nadie debería tomarse la justicia por su mano.
.- Para que esto no ocurra, la justicia debería ser rápida, equilibrada, equitativa (realmente justa) y gratuita.
.- Y finalmente, lo ideal sería que las naciones del mundo se pusieran de acuerdo para que ese tipo de justicia llegara a todos los rincones de la tierra.

Algunos piensan que el ISLAM puede realizar ese proyecto, esa justicia real que yo propongo, pero la historia de la humanidad ha demostrado con creces que no hemos sido capaces de hacerlo, ni con el Islam, ni con el Cristianismo, ni con ninguna filosofía política. Yo no sé si en el futuro podrá ser posible, aunque lo dudo, pero debemos intentarlo. Entre todos. ¿No le parece?

No estoy acusando a nadie de nada, no estoy recriminando tampoco nada de lo dicho, solo constato los hechos, lo que normalmente sucede en el mundo y a las personas, asumo mi parte de culpa o si se prefiere de responsabilidad y me reitero en mi empeño de que la única manera de cambiar el actual estado de cosas mundial es renunciando a la violencia. Ésta última, pienso yo, solo es lícita (aunque lo ideal sería no resitirse porque de todos modos una violencia no acaba con la otra) cuando nos agreden.

Personalmente confieso que, no soy capaz de permanecer impasible cuando me atacan. Pero cuando reflexiono sobre esas cuestiones, con el ánimo calmado y la mente lúcida, llego a la conclusión de que tal vez para mí (para mi espíritu) fuera mejor intentarlo. Lo malo es que, a día de hoy, todavía no sé poner la otra mejilla.

Badr
05/01/2009, 23:20
Con su permiso, amiga badr, pienso que, seguimos mirándonos el ombligo; usted, yo, todos. Analizamos, creamos juicios, opiniones, señalamos defectos (siempre hacia fuera, en dirección al otro) Y NOS OLVIDAMOS DE LO ESENCIAL.

.- Todo lo que se impone, aunque sea bueno, acaba generando resistencia y causa más mal que bien.
.- Lo único que debería ser impuesto es la obligatoriedad de no causar daño al prójimo, ni a su persona, ni a su familia, ni a sus bienes honrradamente ganados.
.- Las creencias son cosa de cada cual, y todo el mundo debería ser libre para creer en lo que le de la real gana y sin sentirse amenazado por ello.
.- Un apostata tiene todo el derecho del mundo a serlo, la traición es otra cosa porque implica causar daño a las personas.
.- Los tribunales civiles están para algo, luego en un sistema civilizado nadie debería tomarse la justicia por su mano.
.- Para que esto no ocurra, la justicia debería ser rápida, equilibrada, equitativa (realmente justa) y gratuita.
.- Y finalmente, lo ideal sería que las naciones del mundo se pusieran de acuerdo para que ese tipo de justicia llegara a todos los rincones de la tierra.

Algunos piensan que el ISLAM puede realizar ese proyecto, esa justicia real que yo propongo, pero la historia de la humanidad ha demostrado con creces que no hemos sido capaces de hacerlo, ni con el Islam, ni con el Cristianismo, ni con ninguna filosofía política. Yo no sé si en el futuro podrá ser posible, aunque lo dudo, pero debemos intentarlo. Entre todos. ¿No le parece?

No estoy acusando a nadie de nada, no estoy recriminando tampoco nada de lo dicho, solo constato los hechos, lo que normalmente sucede en el mundo y a las personas, asumo mi parte de culpa o si se prefiere de responsabilidad y me reitero en mi empeño de que la única manera de cambiar el actual estado de cosas mundial es renunciando a la violencia. Ésta última, pienso yo, solo es lícita (aunque lo ideal sería no resitirse porque de todos modos una violencia no acaba con la otra) cuando nos agreden.

Personalmente confieso que, no soy capaz de permanecer impasible cuando me atacan. Pero cuando reflexiono sobre esas cuestiones, con el ánimo calmado y la mente lúcida, llego a la conclusión de que tal vez para mí (para mi espíritu) fuera mejor intentarlo. Lo malo es que, a día de hoy, todavía no sé poner la otra mejilla.

Y aunque usted la pusiera, ¿cuando le toquen a sus hijos también va a poner la mejilla de sus hijos?

Lo cierto es que no hay fòrmula mágica. Unas veces es mejor poner la otra mejilla y otras veces no. Hay que pensar, sopesar y actuar de la mejor manera de que se es capaz. Uno no es responsable de cómo es el mundo, sino de lo que hace u omite en él. Y el resultado último de todo lo que hacemos no lo sabremos nunca. Sabremos algo, lo que esté a nuestro alcance. No somos Dios. Lo que hagamos es para nosotros para nuestro propio camino, el mundo, este mundo en el que vivimos ahora, está en manos de Dios. El que nosotros hacemos nosotros mismos lo viviremos, pero no en este. Recogeremos el fruto, pero nunca Dios ha dicho que vayamos a cambiar ESTE mundo para transformarlo en un edén. Siempre nos ha dicho que es después. Y por ahora hay que creerlo porque es verdad. Si cambia en futuro está por ver, pero hay tantas veces a lo largo de la historia en que el destino se recochinea que yo creo que es que es así. Este mundo es lo que es y seguirá más o menos igual, con mejores y peores momento pero igual.

Salaam

Sensat
06/01/2009, 18:00
[QUOTE=Badr;6960]Y aunque usted la pusiera, ¿cuando le toquen a sus hijos también va a poner la mejilla de sus hijos?

Lo cierto es que no hay fòrmula mágica. Unas veces es mejor poner la otra mejilla y otras veces no. Hay que pensar, sopesar y actuar de la mejor manera de que se es capaz. Uno no es responsable de cómo es el mundo, sino de lo que hace u omite en él. Y el resultado último de todo lo que hacemos no lo sabremos nunca. Sabremos algo, lo que esté a nuestro alcance. No somos Dios. Lo que hagamos es para nosotros para nuestro propio camino, el mundo, este mundo en el que vivimos ahora, está en manos de Dios. El que nosotros hacemos nosotros mismos lo viviremos, pero no en este. Recogeremos el fruto, pero nunca Dios ha dicho que vayamos a cambiar ESTE mundo para transformarlo en un edén. Siempre nos ha dicho que es después. Y por ahora hay que creerlo porque es verdad. Si cambia en futuro está por ver, pero hay tantas veces a lo largo de la historia en que el destino se recochinea que yo creo que es que es así. Este mundo es lo que es y seguirá más o menos igual, con mejores y peores momento pero igual. QUOTE)

No, si me tocan a mis hijos...o a mis nietos...a mi familia o a mis amigos...no creo que pudiera contenerme. Y en cuanto a todo lo demás que usted dice, estoy totalmente de acuerdo con usted, este es un mundo de paso, de pruebas, condenado a gozar y a sufrir. MATERIA Y NADA MÁS. Y algún día, amiga mía, si me permite llamarla de este modo, nuestro espiritu volará al encuentro de su Dueño-DIOS NUESTRO SEÑOR- y se acabarán nuestras tribulaciones. Porque yo no sé usted, pero yo de sufrimiento sé bastante. O sea que, ya he aprendido a conformarme con lo que la vida me va deparando. Pero que te maten a un hijo...eso no sé si podría soportarlo y quedarme quieto esperando. La verdad es que no lo sé, y tampoco quiero probarlo. Pero conociéndome, como me conozco, no creo que me estuviera quieto esperando la justicia humana; no si tenía oportunidad inmediata. Otra cosa sería actuar pasado el tiempo, por venganza, que eso no creo yo que lo hiciera. Salam.